Omar Arellano espera en el futuro reencontrarse con su papá

El futbol los volvió a separar. La primera vez fue cuando Omar se quedó a los 15 años a entrenar con el Pachuca cuando el papá se tuvo que ir a España a trabajar con Javier Aguirre.
 El futbol los volvió a separar. La primera vez fue cuando Omar se quedó a los 15 años a entrenar con el Pachuca cuando el papá se tuvo que ir a España a trabajar con Javier Aguirre.  (Foto: Refugio Ruiz, Notimex)
Zapopan, Jalisco -
  • Lo ve con capacidad para dirigir

El futbol los volvió a separar. La primera vez fue cuando Omar se quedó a los 15 años a entrenar con el Pachuca cuando el papá se tuvo que ir a España a trabajar con Javier Aguirre; pero sin duda la más dolorosa fue la de la semana pasada, cuando Jorge Vergara corrió a Omar Arellano Nuño de las Chivas. Ante la partida del padre, Omar Arellano dejó las cosas claritas como el agua de manantial. El delantero mencionó que jamás pensó en rendir menos ante América y que en algún momento de su carrera, le gustaría ser dirigido por su padre. “Siempre me educaron de otra manera, para adelante, con la frente en alto, con personalidad, con deseos, con otro tipo de cosas, lo aprendí muy bien de mi abuelo, de mi padre, ellos siempre vieron para adelante, más allá de las situaciones adversas”. "Pasé una semana difícil, pero aún tengo mucho que dar" -¿Te gustaría que tu padre tuviera otra oportunidad?- “Por el bien de la familia que sí, porque fue un duro golpe a la familia, no ha sido fácil, hay que ser sincero, pero sí me gustaría que pronto tuviera trabajo, porque es lo que más le gusta, lo que sabe hacer. Si no es ahorita será el siguiente torneo, pues está preparado, el tiempo que estuvo acá de alguna manera se reflejó, los resultados son otra cosa, pero en los trabajos se reflejó, el equipo se vio más dinámico, muy ofensivo, se vieron las cosas que aprendió cuando estuvo con Javier y Nacho y de alguna manera el haber estado allá y el haber estado acá tiene algo extra que ofrecer como técnico”. El delantero de las Chivas, quien es rojiblanco desde la cuna, mencionó que en algún momento -ahora es imposible- le agradaría estar con su papá, porque disfruta trabajar junto con él. “Él va empezando su camino y yo también y hay que ser profesionales y el sentimiento o el corazón se deja a un lado; estoy muy contento acá, pasé una semana difícil, pero aún tengo mucho que dar, y me falta cumplir mis metas y mis objetivos y tengo tiempo para estar acá; pero si en su momento si él agarra a otro equipo, y si se da la oportunidad, claro que me gustaría estar con él, porque lo disfruto y me gusta estar con él”.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×