Esqueda desde chico aprendió a no querer a las Chivas

Enrique Esqueda se formó americanista, jamás se puso otra playera o sintió amor por otra institución, siempre los colores azulcrema formaron parte de su vida.
Enrique Esqueda se formó americanista, jamás se puso otra playera o sintió amor por otra institución, siempre los colores azulcrema formaron parte de su vida.
 Enrique Esqueda se formó americanista, jamás se puso otra playera o sintió amor por otra institución, siempre los colores azulcrema formaron parte de su vida.  (Foto: Notimex)
Ciudad de México -
  • El delantero no garantizó un espectáculo de goles
  • Arnhold Rivas regresó al Club después de su accidente automovilístico

Enrique Esqueda se formó americanista, jamás se puso otra playera o sintió amor por otra institución, siempre los colores azulcrema formaron parte de su vida.

Como futbolista se creó en Fuerzas Básicas, ahí aprendió a amar a las Águilas y odiar a las Chivas, porque es justo en ese momento cuando les inculcan a los futbolistas la idea de no perder jamás frente al Guadalajara.

"Desde Fuerzas Básicas se vive de otra manera, es una rivalidad importante pero a nivel profesional es muy diferente porque los dos equipos se juegan la vida dentro del campo, nosotros sea como sea queremos los tres puntos, queremos ganar y por eso hemos trabajado en la semana. Pero desde pequeños nos los inculcan en la institución, nos dicen que no podemos perder contra Guadalajara".

La rivalidad ha sido una herencia de generaciones de futbolistas que por años crearon el prestigio de sus instituciones y las defendieron, hoy una nueva generación tiene que seguir haciendo lo mismo y lograr que su rival respete el nombre y jerarquía. Por eso la entrega tiene que ser excepcional, nadie puede guardarse nada porque sólo tendrán 90 minutos para hacer valer su poderío. "Son partidos que visten o te pueden hacer quedar mal, la verdad es que estamos expuestos a todo, y el fin de semana será una oportunidad para seguir mostrándonos y tener al equipo en lo más alto".

"Vamos a hacer nuestro juego, sea espectáculo o no, queremos ganar y además nosotros no ponemos los precios".

El partido entonces se tornará complicado, con ambas escuadras brindándose al máximo y negándose a dar espacios para que el rival pueda marcar la diferencia.

América ya imagina a su rival, sabe que estarán echados atrás, que se defenderán con uñas y dientes. "Creo que se van a presentar los espacios y no hay que desesperarnos porque con una que tengamos tendremos los tres puntos en la bolsa; sabemos que juegan mucho a la defensiva, Raúl juega así, pero hemos practicado mucho eso, así que debemos de tener tranquilidad, esperar el espacio para aprovecharlo".

Después de escucharlo es claro que el espectáculo de goles puede no estar asegurado, y sólo se verá en la cancha un duelo de estrategias que quizá para los aficionados que pagaron un alto costo por los boletos no podrá dejarlos satisfechos.

"Vamos a hacer nuestro juego, sea espectáculo o no, queremos ganar y además nosotros no ponemos los precios; y si Guadalajara se mete atrás pues ni modo", sentenció el delantero americanista.

El equipo realizó hoy una práctica táctica para finar los detalles de cara al domingo; en las instalaciones Arnhold Rivas se presentó, aunque sólo para ser observado por los médicos de la institución pues no puede aún tener actividad física.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×