Nicolás Navarro, su destino marcado con una Cruz

Temporada 1994-1995, a 11 años de su debut con Necaxa, el portero Nicolás Navarro probó el sabor de la gloria; su equipo se proclamaba Campeón del futbol mexicano frente al Cruz Azul, equipo que...
 Temporada 1994-1995, a 11 años de su debut con Necaxa, el portero Nicolás Navarro probó el sabor de la gloria; su equipo se proclamaba Campeón del futbol mexicano frente al Cruz Azul, equipo que marcaría los momentos más importantes de su trayectoria  (Foto: Notimex)
Monterrey, Nuevo León -
  • El Entrenador de Porteros del Monterrey ha sido Campeón enfrentando a Cruz Azul y también como jugador de La Máquina
  • Ha hecho de Jonathan Orozco un guardameta confiable para los regios.

Temporada 1994-1995, a 11 años de su debut con Necaxa, el portero Nicolás Navarro probó el sabor de la gloria; su equipo se proclamaba Campeón del futbol mexicano frente al Cruz Azul, equipo que marcaría los momentos más importantes de su trayectoria. Y es que después de ser Bicampeón con los Rayos con Manuel Lapuente, al coronarse también en la campaña 1995-1996 (ante Celaya), dejó el uniforme rojiblanco para formar parte de La Máquina Celeste en el Invierno 1997 (al Verano 1998). "Sólo estuve un año, pero fue maravilloso para mí, igual como lo que viví con Necaxa; un equipo te deja huella más cuando fuiste Campeón... Fui Campeón con Necaxa y con Cruz Azul, y siento que este equipo de Rayados está viviendo esa Final y los veo como campeones", consideró el Entrenador de Porteros, que trabajó 21 años como jugador activo. Muy afortunado su cambio de Necaxa a Cruz Azul, ya que dirigido por Luis Fernando Tena de nuevo levantó la copa, suceso que este 7 de diciembre cumplió 12 años, tiempo que tienen los cementeros sin volver a ser monarcas. Hoy, el destino de nuevo pone a los celestes en su vida, pero ahora como Entrenador de Porteros del Monterrey, para quienes ha forjado a un buen arquero que les dé el título tan ansiado. Sentimientos encontrados los hay, sin duda; Navarro dejó amigos en el cuadro cementero, íconos que nadie olvida en esa institución y con gusto recuerda aquellos momentos, aunque resaltando más su labor cuando fue Campeón con Necaxa, puesto que en esas finales sí fue titular, mientras que con La Máquina fue Óscar Pérez el afortunado. "Tengo registrado que cuando quedamos Campeones contra Cruz Azul, le saco una a Carlos Hermosillo el día de la Final, una pelota por encima del travesaño, esa si nos metían el gol era definitivo, porque se manejaban otros esquemas, el equipo se empieza a desesperar; esa atajada valió la pena, mis compañeros se levantaron en el ánimo y 10, 15 minutos después se metió el gol que sería el del triunfo", platicó Navarro en un breve viaje a su pasado. Esa Final Necaxa-Cruz Azul se dio con un empate 1-1 en el duelo de ida, con goles de Ivo Basay de los Rayos y Carlos Hermosillo por los celestes; la Vuelta quedó 2-0, anotaciones de Basay y Alex Aguinaga. Cuando se coronó con los cementeros estuvo en la banca, su técnico se trataba de Luis Fernando Tena, quien le ganó el duelo a Carlos Reinoso que tenía las riendas del León; en la ida, 1-0 Benjamín Galindo le dio el triunfo a Cruz Azul; en la vuelta el 1-1 bastó, con tantos de Misael Espinosa por los felinos y Hermosillo por los celestes. "Tuvimos unidad con ese equipo, había grandes líderes y se recuerda a varios de ellos, como Hermosillo, Benjamín Galindo, Óscar Pérez, Carlitos Barra.. hay grandes amigos. "Cruz Azul es un equipo que me ha dejado muchos recuerdos porque logré un Ccampeonato con ellos, dejé muchos amigos, pero ahora estamos de rivales y lo que quiere uno es que gane Rayados", comentó Navarro, quien como entrenador de arqueros ha trabajado a lado de los timoneles Raúl Arias, Enrique López, Manuel Lapuente, Isaac Mizrahi (Cruz Azul), José Pekerman y Víctor Manuel Vucetich.   NAVARRO, CREADOR DE UN HÉROE Navarro ya no puede intervenir con Rayados directamente en la cancha, pero sí a través de Jonathan Orozco, a quien después de tantas críticas por sus errores costosos, ha convertido en un portero confiable y que gracias a eso, hoy La Pandilla está en la Final. "Para eso me trajeron, se están dando los resultados porque Jonathan ha puesto mucho de su parte, las cosas están saliendo bien, esperemos lograr el campeonato. "Siempre he dicho que los arqueros son los que siempre ganan los campeonatos, si no hubiera jugado como lo hizo contra América nos hubieran eliminado, inclusive con Toluca con grandes atajadas valieron la pena y el triunfo. "Una atajada es muy importante, por eso le digo a Jona que un portero no puede cometer ni un error en estos partidos, tiene que estar concentrado al mil por ciento si quiere ser campeón", puntualizó.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×