En el 2010, Chucho quiere un América Campeón

El año 2009 cuenta sus últimos minutos mientras Jesús Ramírez reflexiona sobre lo que desea para el 2010. En sus pensamientos su familia ocupa el primer lugar, quiere salud y felicidad para sus...
 El año 2009 cuenta sus últimos minutos mientras Jesús Ramírez reflexiona sobre lo que desea para el 2010. En sus pensamientos su familia ocupa el primer lugar, quiere salud y felicidad para sus seres queridos.  (Foto: Agustín Cuevas)
Ciudad de México -
  • El timonel quiere hacer de las Águilas un equipo de época
  • Ramírez aseguró que el 2010 es el año de la consolidación para los de Coapa

El año 2009 cuenta sus últimos minutos mientras Jesús Ramírez reflexiona sobre lo que desea para el 2010. En sus pensamientos su familia ocupa el primer lugar, quiere salud y felicidad para sus seres queridos y sobre todo para la niña que hoy le roba las sonrisas: la pequeña Valentina, su nieta. Comiéndose las 12 uvas pensará en ellos, aunque un par de las pequeñas frutas serán para el América, pues no puede dejar a un lado su deseo de consolidar en el 2010 el trabajo que empezó el 14 de febrero de 2009 cuando tuvo su primer partido con las Águilas. "Espero que veamos al América Campeón, es un deseo y esperemos que ese sueño lo podamos consolidar porque ser Campeón será una consecuencia de lo que venimos haciendo, hay que ser campeones, eso es lo que tengo claro", externó Jesús Ramírez en voz alta al hablar de sus deseos para el nuevo año que el equipo de Coapa está por vivir. Chucho quiere hacer un equipo de época que deje una huella imborrable en la historia de la institución, para ello entiende que es necesario comenzar a ganar títulos, ser impecable en los objetivos trazados, no dejar nada en el camino. Con el Interliga comenzará el proyecto, ahí Ramírez tendrá que ser invencible y ganar la justa americana para poder ir a la Copa Santander Libertadores, después regresar a casa y marcar la pauta en el Torneo Bicentenario 2010 para poder alzar la Copa. "Desde que llegué al club la idea era que el equipo retomara lo que ha sido, esa ilusión por estar en los mejores lugares, que el equipo sea Campeón y que tenga esa transmisión hacia la gente, y hoy en día estoy cada vez más ilusionado, porque desde el primer torneo que llegué quedamos sólo afuera por un gol, salimos de la zona de descenso y esta temporada se mejoró en todos los rubros, se calificó y quizá nos quedamos cortos porque la ilusión era ser Campeón, pero se formó un equipo nuevo que en cinco meses tuvo una adaptación muy rápida y creo que el equipo en términos generales tuvo una buena temporada y sobre todo sé que el equipo transmite ese deseo y esa pasión, ven un equipo que pelea y lucha, que tiene futbol. "Hoy es el tiempo de consolidar todo esto que se ha trabajado" "Y hoy es el tiempo de consolidar todo esto que se ha trabajado, sé que a esa experiencia hoy tengo que sacarle el mayor provecho porque sé que tengo una base importante". ¿Qué vez del América?, es la pregunta inevitable después de que Jesús Ramírez se expresa con tanta pasión sobre lo que quiere; el timonel entonces echa un vistazo a su mente y enfoca para dejar una idea clara sobre lo que vislumbra para el equipo. "Yo llegué con gran ilusión porque estando en la Selección pensé en estar en un equipo como éstos y cuando tuve la charla para venir, supe que llegó lo que ya había soñado, y aquí sé que en lo único que uno puede pensar es en ser Campeón, aquí no te da para pensar en otra cosa, tienes que pensar en lo mejor y de hecho me visualizo manteniéndome mucho tiempo en el cargo, creo que la estabilidad es importante y si tienes una estabilidad mental, con objetivos claros y con un grupo de gente como mi Cuerpo Técnico, indudablemente tendrás éxito y así veo un América ganador, un equipo de época". Sin embargo el proyecto involucra objetivos más allá de sólo ser Campeón, la idea del Club y de Jesús Ramírez es también impulsar el trabajo en Fuerzas Básicas sin romper la mística de la institución. El equipo desea seguir trayendo dos o tres extranjeros de mucho peso, pero también le es imperativo que haya una base de mexicanos competitiva, creada en las entrañas del club. "La idea a futuro es que tengamos una base muy fuerte de mexicanos y esperemos que el torneo nos permita consolidar ese proyecto, porque no sólo es aventarlos por aventarlos, tienen que llegar cobijados por un grupo de jugadores con experiencia que los puedan hacer crecer", sentenció el estratega tras unos momentos de reflexión.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×