Veracruz 3-1 Leones Negros... ¡Por fin ganó el Tiburón! y convenciendo

Los Tiburones Rojos del Veracruz consiguieron este sábado por la noche su primera victoria en el torneo Bicentenario 2010 de la Liga de Ascenso, al vencer por un contundente 3-1 a los Leones...
Los Tiburones Rojos del Veracruz consiguieron este sábado por la noche su primera victoria en el torneo Bicentenario 2010 de la Liga de Ascenso, al vencer por un contundente 3-1 a los Leones Negros de la Universidad de Guadalajara (U. de G.).
 Los Tiburones Rojos del Veracruz consiguieron este sábado por la noche su primera victoria en el torneo Bicentenario 2010 de la Liga de Ascenso, al vencer por un contundente 3-1 a los Leones Negros de la Universidad de Guadalajara (U. de G.).  (Foto: Notimex)
Estadio Luis 'Pirata' Fuente -
  • Favor de actualizar flashplayer

(Video: Isaac Castro)

Francisco Bravo se alzó como el héroe con dos anotaciones

  • Cuauhtémoc Blanco jugó bien y dio el pase para el último gol
  • Los Tiburones Rojos del Veracruz consiguieron este sábado por la noche su primera victoria en el torneo Bicentenario 2010 de la Liga de Ascenso, al vencer por un contundente 3-1 a los Leones Negros de la Universidad de Guadalajara (U. de G.); mostrando en ratos un futbol agradable y que poco a poco levanta el nivel que se espera del equipo. Con dos goles de Francisco Bravo y uno de Lucas Silva, los escualos dirigidos por el Técnico, Joaquín del Olmo, consiguieron sus primeros tres puntos del torneo y salieron por fin del sótano de la Tabla General, ante el beneplácito de la afición que se dio cita en el Estadio Luis “Pirata” Fuente para este cotejo de la Jornada 3. Con este resultado, Veracruz alcanza momentáneamente el lugar número 12 de la tabla general de Competencia, mientras que los Melenudos cayeron a la posición 15 con apenas una unidad lograda en la Fecha 1. EL PARTIDO Del Olmo prometió cambios para este juego, buscando que su zona defensiva fuera un poco más sólida y por eso mandó a la cancha al zaguero Miguel Ángel Valdéz, para que acompañara a la defensa que tuvo tan buen papel la temporada pasada. También realizó un cambio en la portería, sentando a Jorge Bernal, para darle paso a Rogelio Rodríguez en la cabaña local. Estos cambios sirvieron y al menos durante la primera parte, los Tiburones Rojos se mostraron peligrosos, buscando marcar el tanto que hiciera la diferencia. Cuauhtémoc Blanco jugó con gusto, realizando jugadas vistosas para satisfacer las necesidades de buen espectáculo de la afición que se volcó para llenar por completo el inmueble porteño, tras el llamado de la Directiva y una promoción irresistible. El primer tanto llegó al minuto 8, cuando Veracruz cobró un tiro de esquina, que Silva aprovechó para levantarse y cabecear a la derecha del arquero Gabriel Ángel López, quien se quedó parado viendo como entraba el esférico a su arco. Leones perdió un poco la brújula y los escualos continuaron atacando sin conseguir una segunda anotación. Pero al 28’, la U. de G. consiguió su primer tiro al arco rival, avisando que comenzaría a atacar un poco más el arco defendido por Bernal. Pero un minuto más tarde, nuevamente en tiro de esquina pero esta vez a favor de los Melenudos, José Alejandro Nava se encuentra con un rebote en el área chica, para darse la media vuelta y marcar el empate. Tiburones Rojos reaccionó de inmediato y al 32’, Francisco Bravo tiraría cargado por el lado derecho del área grande visitante un cañonazo que se le escapó de las manos al guardameta López, quien cometió un “oso” y regaló la segunda anotación de la escuadra local. Con estas emociones, se fueron ambos conjuntos a los vestuarios a descansar, por lo que los estrategas tenían muchos detalles que afinar para buscar la victoria. Veracruz siguió creando con facilidad, ya que pese a que Leones Negros apretaba bien en la salida y buscaba con Nava un segundo tanto, los locales manejaban con inteligencia el partido. La tercera diana del encuentro llegó al minuto 75, cuando en un tiro de esquina, Cuauhtémoc Blanco cobró en corto con Efrén Hernández, para que éste le regresara el balón al veterano jugador, quien se encargó de servir de pierna derecha al área chica, donde llegó Bravo para cabecear casi pegado al poste y cerrar de esta manera el marcador a favor de la oncena porteña. Tras el silbatazo final del árbitro Víctor Bisguerra, la afición estalló en júbilo, viendo como poco a poco la oncena escuala resana sus errores y juega de manera más inteligente. Veracruz tendrá ahora dos visitas de manera consecutiva, primero ante los Xoloitzcuintles del Club Tijuana el próximo domingo en el Estadio Caliente y posteriormente ante los Guerreros de Hermosillo en el Héroe de Nacozari. Por su parte, Leones Negros recibirá precisamente a los sonorenses en el Estadio Jalisco, buscando salir de las últimas posiciones ante un rival que pinta a modo.

    Newsletter MT
    Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
    No te pierdas
    ×