Toluca 3-1 América... El Diablo cobró venganza

El Diablo necesitaba sólo un gallo para despertar y América tomó el papel. El equipo de las Águilas se presentó en La Bombonera convencido de que obtendría su segundo triunfo consecutivo, pero no...
 El Diablo necesitaba sólo un gallo para despertar y América tomó el papel. El equipo de las Águilas se presentó en La Bombonera convencido de que obtendría su segundo triunfo consecutivo, pero no pudo ante los Diablos.  (Foto: Notimex)
Estadio Nemesio Díez -
  • Favor de actualizar flashplayer

(Video: Isaac Castro)

El equipo mexiquense ganó su primer juego de la temporada y se lució

  • América no ha logrado ganar de visitante, sigue rezagado en su Grupo
  • El Diablo necesitaba sólo un gallo para despertar y América tomó el papel. El equipo de las Águilas reluciendo su plumaje se presentó en La Bombonera convencido de que obtendría su segundo triunfo consecutivo y el primero como visitante, pues aún sentían la fuerza que les dejó haber vencido en el Clásico Joven; pero en lugar de eso recibió un duro revés, un encuentro con una realidad que no les es ajena cuando están fuera de sus terrenos. Toluca estaba herido, trastocado por los últimos cinco partidos donde el triunfo se les había negado, no era aquel equipo mexiquense que imponía y daba miedo, su juego se había desdibujado. Pero ante las Águilas le salió lo Diablo y con un 3-1 contundente dejaron en el césped al equipo de Jesús Ramírez. América no supo cómo defenderse, pues aunque Daniel Montenegro al minuto 71 metió el gol de la honra, el equipo se vio inoperante en la ofensiva y beneplácito en la defensa. Los Diablos con el triunfo llegaron a seis puntos y se instalaron en la cuarta posición del Grupo 1, América se quedó con nueve unidades en el cuarto sitio del Grupo 2; las Águilas recibirán a Tigres en la Fecha 7 y Toluca visitará al Morelia. EL PARTIDO Un Toluca desquebrajado y sin rumbo podía verse a lo lejos. El equipo de José Manuel de la Torre no había ganado un solo juego en el Torneo Bicentenario 2010 y aquel 7-2 que América le propinó en el Estadio Azteca, la temporada pasada, parecía podía repetirse. El invicto que los Diablos tenían en su estadio estaba en riesgo, las Águilas estaban dispuestas a matar por los tres puntos, la fuerza que les dio ganar el Clásico Joven los alentaba a alcanzar la gloria. Pero el Diablo se sacudió de sus laureles, se calzó los botines y salió a la cancha como en los juegos del pasado. Se abalanzó sobre el América, le quitó el balón de inmediato replegándolo hacia su propio terreno. Las Águilas desconcertadas, porque era otro Toluca al que esperaban, trataron de protegerse en la última línea, los embates de Héctor Mancilla y Néstor Calderón fueron anulados, pero cuando al minuto 15 Sinha pudo tocar el balón en el área, todo se terminó para el América. El naturalizado mexicano la puso en el fondo de la red sin titubear, evidenciando los problemas que la zaga de Coapa tenía para aguantar el potencial de los mexiquenses. América, tratando de encontrar un camino que pudiera desahogarle la presión, tuvo que prescindir de Jean Beausejour, pues el chileno se lesionó y Sandoval tuvo que ocupar su lugar en el terreno de juego, apenas al minuto 24. Toluca supo aprovechar los tiempos, siguió presionando a su rival y mantuvo la posesión de la pelota, Ramírez entendió que tenía que modificar y sacó a Daniel Márquez, quien poco le aportó en el primer tiempo, para que Juan Carlos Silva le diera un poco de velocidad a la ofensiva y defensiva. Pero no era la noche del América y Héctor Mancilla terminó por dejarlo muy claro, el chileno encontró un balón -que salió de Esquivel pero había rebotado en Sinha- que terminó por rematar, Mancilla estaba en fuera de lugar, pero el silbante dio el gol por bueno y el 2-0 ya era aplastante, porque en la cancha sólo un equipo se había  lucido. La desgracia siguió a los de Coapa como una sombra fiel y al 60' cuando Manuel de la Torre cobró un tiro libre, el balón le pegó en el brazo a Esqueda para así cambiar su trayectoria e impedir que Guillermo Ochoa pudiera salvar a su escuadra. La goleada podía sentirse en el Nemesio Díez, La Bombonera había estallado, el futbol con el que los Diablos enamoraron en temporadas pasadas se volvía a ver en la cancha. Sólo Daniel Montenegro, ese hombre que no se cansó de reclamarle a sus compañeros por las pocas ideas aportadas para ir al frente, pudo hacer el gol de la honra cuando Pável Pardo le sirvió la redonda, pero América no pudo más y terminó saliendo de la casa del Diablo pidiendo perdón por los pecados cometidos. ARBITRAJE Mauricio Morales. Regular, pues se equivocó al dar por bueno el gol de Héctor Mancilla, ya que el chileno estaba ligeramente adelantado; además exageró por momentos al dialogar con los jugadores tratando de pedirles disciplina. DIVISIONES MENORES El Atlético Mexiquense aprovechó su condición de local y derrotó con la mínima diferencia al América en la Jornada 23 del Torneo Sub-17, el juego se desarrolló en las instalaciones Metepec. La solitaria anotación fue obra de Jorge Luis Guarneros al minuto 68. En la categoría Sub-20, Atlético Mexiquense derrotó al América 2-1 en partido efectuado en el Estadio Nemesio Díez. Las anotaciones del conjunto escarlata fueron obra de Víctor Hugo Morales a los minutos 15 y 18. En la parte complementaria, los de Coapa descontaron con gol de Fernando López López al 88.

    Newsletter MT
    Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
    No te pierdas
    ×