La historia de un coleccionista rojinegro

Hay varias maneras de expresar el sentimiento a un equipo de futbol. El "Happy" las tiene todas. Un tatuaje, viajes afuera del país para verlos jugar la Copa Santander Libertadores y poco más de...
Hay varias maneras de expresar el sentimiento a un equipo de futbol. El "Happy" las tiene todas. Un tatuaje, viajes afuera del país para verlos jugar la Copa Santander Libertadores y poco más de 40 camisas originales de la Furia.
 Hay varias maneras de expresar el sentimiento a un equipo de futbol. El "Happy" las tiene todas. Un tatuaje, viajes afuera del país para verlos jugar la Copa Santander Libertadores y poco más de 40 camisas originales de la Furia.  (Foto: Juan Téllez)
Zapopan, Jalisco -
  • En su coleccion tiene playeras de hace 30 años

Hay varias maneras de expresar el sentimiento a un equipo de futbol. El "Happy" las tiene todas. Un tatuaje, viajes afuera del país para verlos jugar la Copa Santander Libertadores y poco más de 40 camisas originales de la Furia. En las horas previas al partido más importante de la ciudad, donde se ven las caras Chivas y Atlas, hay personajes que emergen de sus mundos para contar sus historias, para relatar su pasión, para compartir sus tesoros y causar la envidia de miles de personas que quisieran, ya no la colección de 44 camisas originales del Atlas, sino sólo una de esas prendas que para el "Happy" forman parte de su más preciada fortuna. Un tesoro por lo regular se guarda en un cofre y se entierra para que nadie lo pueda encontrar, en este caso el "Happy" las guarda en varias cajas y de a poco a poco va mostrando las prendas rojinegras que ha logrado coleccionar a lo largo de su vida, que ronda los 30 años de edad. “Poco a poco fui juntando de las que iba comprando, de las que iba consiguiendo y pues ahí está tengo algunas. Las quiero a todas, todas significan lo mismo, pero sí hay algunas que significan demasiado como las los años 70 y la del 'Toki' Castañeda y el 'Loco' Mariscal”. En su colección se pueden ver prendas de hace 30 años, de cuando el Atlas peleaba por no descender, o de cuando ganaba los campeonatos en Segunda División, pero también hay joyas como las camisas de cuando el Zorro perdió la final en Toluca o cuando fue líder general de la mano de La Volpe. “Es que también varios tienen camisas que yo no tengo, otros me han ofrecido dinero y me han querido comprar algunas camisas, pero no son jitomates para venderse”. -¿Cuánto venderías una camiseta?- “No me imagino vendiendo ninguna. Lo máximo que haría es intercambiar alguna que tengo repetida, también no sé nada de ofrecer. A mí me ofende que me ofrezcan, no me gusta ofrecer”. El "Happy" expresó que en estos momentos sólo le hace falta una playera de las épocas de Alfredo Torres, de a mediados del siglo anterior, pero sabe que las únicas que hay también están en manos de coleccionistas, que igual que él no piensa en desprenderse de esas piezas. “Me gustaría tener una del 'Pistache' Torres, de es esa época. Algunos de la Expe (así se le conoce a la Colonia Experiencia) tienen unas camisas de los 50... Esas son difíciles de conseguir porque la gente que las tiene no se quiere desprender de ellas”. Este aficionado al Atlas bromea y afirma que esas camisas de futbol no las usa porque no quiere ni que les dé el sol. “No quiero usarlas para que no les pegue ni el sol. En verdad sí, es mi tesoro, si se pudiera me gustaría tener más de 200”. Entre sus excentricidades puede presumir una camisa de juego del argentino, Christian Domizzi, un delantero que dio muchas alegrías a la afición rojinegra. Como todo rojinegro el "Happy" no pierde la fe, al contrario dice que el campeonato se les dará y que no claudicará su confianza en el equipo de sus amores. “Ahí seguiré y hasta que me muera seguiré siendo rojinegro. Yo tengo fe y confianza en que se dará el campeonato. Sólo me gustaría que cambiaran a los directivos”. Hasta el 2009 el Atlas sufrió cinco derrotas consecutivas contra el Rebaño, y este peculiar aficionado al cuadro rojinegro recuerda esas épocas como dolorosas porque no podían ganarle al enemigo de toda la vida. “Fue dolorosa ya que si duele contra alguien es contra Chivas, lo que pasa es que la gran afición de ellos, ni va al estadio, ni sabe nada, son villamelones y sólo te están echando carrilla por mucho tiempo”. El "Happy" vive su pasión al límite, colecciona camisa del Atlas, las ve, las muestra a cuanto quiere verlas, pero no es un buen negociante. A él la máxima de los vendedores no le interesa, ya que dicen “cuando te quieran comprar, vende”, pero él le pone límites a los que se interesan por sus prendas, pues “no son jitomates”.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×