La envidia no deja crecer a Tigres: Francisco Acuña

Durante cada entrenamiento, el plantel de Tigres hace trabajo específico para mejorar la puntería hacia el arco rival y creando jugadas en las que se pueda concretar la anotación, pero a la hora...
Durante cada entrenamiento, el plantel de Tigres hace trabajo específico para mejorar la puntería hacia el arco rival y creando jugadas en las que se pueda concretar la anotación, pero a la hora del partido, los felinos siguen batallando para meterla
 Durante cada entrenamiento, el plantel de Tigres hace trabajo específico para mejorar la puntería hacia el arco rival y creando jugadas en las que se pueda concretar la anotación, pero a la hora del partido, los felinos siguen batallando para meterla  (Foto: Notimex)
Zuazua, Nuevo León -
  • Francisco Acuña reveló que en el cuadro felino no han aprendido a jugar de manera colectiva
  • Asegura que a eso se debe la falta de gol en el equipo

Durante cada entrenamiento, el plantel de Tigres hace trabajo específico para mejorar la puntería hacia el arco rival y creando jugadas en las que se pueda concretar la anotación, pero a la hora del partido, los felinos siguen batallando para meterla y por ende, para conseguir resultados positivos.

La afición se ha llegado a preguntar el por qué sucede esto con su equipo, si tanto dinero le han invertido en refuerzos; las respuestas a las que han llegado es que hace falta un delantero en Tigres; sin embargo, el mediocampista auriazul, Francisco Acuña, asegura que todo se debe a la envidia.

Y es que Acuña subraya que las oportunidades de gol las han tenido, incluyendo el manejo del partido, pero a la hora de concretar la acción, la envidia aparece y no permite darle el balón al compañero que está más libre para hacer la diana.

"Es parte de lo caliente, de lo concentrado que estás en el juego, todavía no comprendemos que hay que jugar fácil arriba, hay que tratar de que a quien está en mejor posición tocársela, no hay que ser envidiosos", reveló el volante derecho.

En la semana previa a cada encuentro, los nicolaítas practican el juego colectivo, puesto que a Tuca le molesta que pequen con las individualidades, pero hasta el momento no les ha funcionado.

"Lo trabajamos (en la semana), pero por querer concretar uno mismo, decimos 'no, déjame, yo la meto', mejor hay que dársela a uno para que él la meta"

El conjunto de la UANL apenas suma 11 goles en 10 fechas transcurridas, un número que los ubica en la posición 13 en cuestión de ofensiva.

"Lo trabajamos (en la semana), pero por querer concretar uno mismo, decimos 'no, déjame, yo la meto', mejor hay que dársela a uno para que él la meta, nos falta ser un poquito más consciente en ese tema y ser más colectivos", indicó Acuña.

El joven canterano admitió que la culpa es de los jugadores y no del técnico Ricardo Ferretti, ya que él no tiene responsabilidad de que en la cancha unos quieran ser los autores del gol, sin ver que otros tienen mejor ubicación.

"No creo que sea del técnico (la culpa), es parte de nosotros, estamos en la cancha y los que hacemos que fluya el balón o que metamos gol, la responsabilidad cae en todo el equipo; cierto porcentaje recae en los delanteros, porque es su deber, pero todo el equipo puede cooperar para hacer goles".

"Si jugamos más fácil, si abrimos la cancha, si jugados a dos o tres toques, tendríamos más puntos y estaríamos un poquito más arriba en la tabla", apuntó Acuña.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×