Los DT's, prometen y prometen y... nada

Por el banquillo de la Selección Mexicana, no sólo han pasado técnicos, sino también promesas, mismas que hasta el momento se han quedado en el aire, haciendo que la afición mexicana se sienta...
Por el banquillo de la Selección Mexicana, no sólo han pasado técnicos, sino también promesas, mismas que hasta el momento se han quedado en el aire, haciendo que la afición mexicana se sienta insatisfecha ante las actuaciones del conjunto nacional.
 Por el banquillo de la Selección Mexicana, no sólo han pasado técnicos, sino también promesas, mismas que hasta el momento se han quedado en el aire, haciendo que la afición mexicana se sienta insatisfecha ante las actuaciones del conjunto nacional.  (Foto: Notimex)
Ciudad de México -
  • Hugo Sánchez prometió hacer a México Campeón del Mundo
  • "Chepo" se comprometió a dar los mejores resultados

Por el banquillo de la Selección Mexicana, no sólo han pasado técnicos, sino también promesas, mismas que hasta el momento se han quedado en el aire, haciendo que la afición mexicana se sienta insatisfecha ante las actuaciones del conjunto nacional en cada participación mundialista.

Cada llegada de un nuevo técnico a la Selección Mexicana, marca el inicio de un proceso, lo cual se pondera con las promesas que emiten los recién asignados el día de su presentación. Palabras que con el paso de los días quedan en el viento, pues ningún técnico nacional ha cumplido con ellas.

"Vamos a ser Campeones del Mundo", dijo Hugo Sánchez el día de su presentación como técnico nacional el 16 de noviembre del 2006, fecha en el que se iniciaba el proceso de cara al Mundial de Sudáfrica 2010.

Sin embargo, las contundentes palabras del Pentapichichi se evaporaron al no cumplir con las encomiendas del Tri y el 31 de marzo del 2008 fue destituido.

El cargo que dejó Hugo, fue ocupado por el sueco y experimentado entrenador, Sven-Göran Eriksson, quien por ser uno de los técnicos más reconocidos en Europa creó demasiadas expectativas en torno al conunto azteca.

Las primeras palabras que el sueco emitió en su presentación oficial, el 3 de junio del 2008, fueron: "me gustan los grandes retos, depende de mí convencer a los seguidores y a los jugadores de que soy la persona adecuada para el trabajo", su cometido no fue cumplido, el entendimiento de Sven con el Tricolor fue nulo y la calificación a Sudáfrica 2010 se puso en riesgo por lo que tuvo que ser cesado.

Javier Aguirre integra la lista de los entrenadores que no cumplieron lo prometido. El 16 de abril del 2009 el 'Vasco' fue presentado, entonces se comprometió a llevar a México al Mundial y aunque sí lo logró, no pudo hacer que el Tri rompiera esquemas y fuera más allá de los Octavos de Final.

"Saldremos todos los días a rompernos la madre. Me gustaría (darle identidad a la Selección) que es la enjundia, la garra y la casta, los mexicanos nos la rifamos y esta Selección se la va a rifar; lo que necesitamos es una enorme actitud".

"Vengo a sumar. Iremos en la búsqueda de ese objetivo, que es el mismo que todos tenemos, todos queremos ver a nuestra Selección en el Mundial del 2010", dijo Aguirre al momento de tomar las riendas del Tricolor.

Ahora le tocó el turno a José Manuel de la Torre, quien desde el pasado lunes 18 de octubre es el nuevo técnico nacional. Así como sus antecesores, palabras de juramento y al mismo tiempo de aliento con el fin de conseguir los objetivos más altos.

"Siempre nos vamos a comprometer para tratar de dar los mejores resultados, nadie se prepara para ver si llegas, nos preparamos para hacer lo mejor posible, y demos ese paso que queremos".

Se planea que su arribo al Tri sea para cumplir el proceso mundialista y que de su mano se llegue al Mundial de Brasil 2014 y se consiga pasar de los Cuartos de Final, aspirando a más de un quinto partido.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×