Tuzos analizan con alta tecnología a sus rivales en EAU

Los Tuzos del Pachuca se alistan para comenzar su tercera participación en el Mundial de Clubes. La preparación de la escuadra hidalguense va más allá del terreno de juego.
 Los Tuzos del Pachuca se alistan para comenzar su tercera participación en el Mundial de Clubes. La preparación de la escuadra hidalguense va más allá del terreno de juego.  (Foto: Juan Manuel Terán)
Ciudad de México -
  • Marco Garcés, ex futbolista, comanda al equipo que desnuda a sus contrincantes

Los Tuzos del Pachuca se alistan para comenzar su tercera participación en el Mundial de Clubes. La preparación de la escuadra hidalguense va más allá del terreno de juego, la logística o la táctica de Pablo Marini pues hombres como Marco Garcés han conformado un equipo que utiliza la última tecnología para estudiar, analizar y prácticamente desnudar a sus contrincantes en el terreno de juego y así ayudar al timonel argentino. A través del programa Sportcode Gamebraker, Garcés y compañía pueden sacar números, estadísticas y datos que van más allá de lo que se da a conocer normalmente, pues los Tuzos quieren minimizar lo más posible, los errores que pudieran tener y entender a la perfección las debilidades de sus rivales en la máxima competencia del orbe a nivel de clubes. “Ahorita estamos haciendo análisis del rival, de los equipos que nos toca enfrentar en el Mundial de Clubes. Lo que nosotros buscamos son patrones que se repitan y que nos permitan diseñar un sistema efectivo para jugar en contra de ellos. “Dentro de esto lo único que hacemos es monitoreo de los movimientos tácticos como pases dados, pases recibidos, zonas, eventos, cuál es la zona de impacto de algún jugador, en dónde está tomando la pelota, de quién recibe, a quién le da con el fin de encontrar patrones en nuestro equipo y en nuestros rivales”, indicó Garcés. La intención de este brazo con el que cuenta Pablo Marini es la de elaborar un esquema que le permita al timonel argentino tomar decisiones con base en números y estadísticas, es decir, tratar de abandonar las ‘corazonadas’ y la visión subjetiva de una persona, puesto que a través de este tipo de programas, prácticamente se puede conocer todo sobre un equipo en particular. “Lo que hacemos es estructurar la información de manera objetiva para tener un monitoreo y un seguimiento que nos permita comparar actuaciones previas con posteriores, y de ese modo construir una base de datos que permita tomar decisiones en el futuro. Empezamos hace seis meses, intentando encontrar la cosas que le interesan a nuestro entrenador porque esta información solo es útil si se toman decisiones y él es el que toma decisiones”, apuntó el ex jugador del Pachuca. Pablo Silver, otro de los miembros del equipo, es el encargado de analizar en específico al TP Mazembe, escuadra que los Tuzos enfrentarán en la primera ronda de este mundial. De nacionalidad argentina y con conocimientos en la dirección técnica, Silver explica a detalle el proceso que siguen para desglosar a cada uno de los contrincantes. "Tratamos de analizar al equipo cómo sale, cómo ataca, cómo defiende" “Primero tratamos de recopilar los videos más recientes; ahora jugaron la final contra el FC Tunis y tratamos de analizar al equipo cómo sale, cómo ataca, cómo defiende, sus puntos débiles y si necesitamos individualizar a un jugador también lo hacemos. La intención es tratar de minimizar lo más posible los errores que podamos tener para que después el director técnico lo pueda trasladar a la cancha”, señaló. El Sportcode Gamebraker además de permitir analizar a los rivales, también permite encontrar errores y debilidades de los propios Tuzos, aunque todo el trabajo realizado en las oficinas del Pabellón Joseph Blatter, no tendría mayor relevancia si el cuerpo técnico encabezado por Pablo Marini no toma decisiones basadas en dicha información. “Lo importante es que nosotros tratamos es minimizar todo lo que se pueda, saber la mayor cantidad de información del rival y después esa información necesita tomar decisiones y ser trasladada a la cancha. Nosotros no tenemos una opinión, nosotros realizamos nuestro trabajo, se lo entregamos al técnico y ya él decide que sirve o no”, apuntó. Por último, el analista argentino señaló que el estudio realizado no sólo es para el cuerpo técnico, puesto que los propios jugadores también reciben información con respecto a su rival en el Mundial de Clubes, en específico de los jugadores que podría llegar a encontrarse más tiempo en el terreno de juego, con el fin de que conozcan a profundidad sus características y virtudes. “También le facilitamos información a los jugadores, a ellos les quemamos DVD’s, les pasamos videos e información de otros rivales al iPad, pero hoy todo se sabe en el futbol, sorpresa ya casi no hay, en la cancha todo se sabe”, finalizó Silver.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×