El 2010 fue un año más para el olvido en la escuadra felina

En el 2010 Tigres otra vez no logró ser protagonista, una vez más no avanzó a Liguilla y siguió con problemas en la porcentual, aun así el equipo se las arregló para tomar oxígeno, y comenzará el...
En el 2010 Tigres otra vez no logró ser protagonista, una vez más no avanzó a Liguilla y siguió con problemas en la porcentual, aun así el equipo se las arregló para tomar oxígeno, y comenzará el 2011 menos presionado que 12 meses atrás.
 En el 2010 Tigres otra vez no logró ser protagonista, una vez más no avanzó a Liguilla y siguió con problemas en la porcentual, aun así el equipo se las arregló para tomar oxígeno, y comenzará el 2011 menos presionado que 12 meses atrás.  (Foto: Notimex)
Monterrey, Nuevo León -
  • Tigres tuvo un 2010 para el olvido
  • Problemas extra cancha marcan el ciclo felino
  • Se ponen bases para un 2011 diferente

En el 2010 Tigres otra vez no logró ser protagonista, una vez más no avanzó a Liguilla y siguió con problemas en la porcentual, aun así el equipo se las arregló para tomar oxígeno, y comenzará el 2011 menos presionado que 12 meses atrás. El año que está por concluir marcó otra página triste para el conjunto auriazul, rodeado de escándalos y sin cumplir las metas, pero con ligeras señales de que puede romper la inercia en el ciclo que se avecina. Las turbulencias para los universitarios arrancaron prácticamente desde el nacimiento del año, que también será recordado como uno de los más tristes en ruptura con su afición. Para el segundo semestre se dio un giro administrativo, con nueva directiva y nuevo técnico, regresando Alejandro Rodríguez como Presidente y Ricardo Ferretti al banquillo. Aquí el recuento mes a mes del año para los felinos, un 2010 que dejará muchas lecciones para asimilar en el futuro. - Enero, un mal augurio Tigres tuvo una mala actuación en el Interliga, al no lograr ni un triunfo; mientras tanto, la directiva hacía su negociaciones para la contratación más costosa de todo el futbol mexicano en el 2010, el brasileño Everton Cardoso, quien tuvo un costo de 5.7 millones de dólares. Faltando sólo cinco días para el arranque del Bicentenario 2010, el delantero Gastón Fernández decidió renunciar al equipo, argumentando problemas personales. Los felinos se quedaban con cuatro extranjeros, por lo que se contrató al contención brasileño de la MLS, Paulo Nagamura. El conjunto de la UANL una vez más tendría el objetivo de eludir el descenso, pues comenzaba en la porcentual en el sitio 15, por encima de Atlas, Gallos e Indios. Inició el torneo con el pie derecho venciendo 1-0 al Puebla, pero después cayó por 3-1 en casa ante Chivas y después un empate con Jaguares, para sumar en este mes cuatro puntos de nueve disputados. - Febrero: golpe al orgullo, pierden el Clásico La presión heredada se acumuló para Tigres, y dio síntomas de desbordarse en el segundo mes del año. Los felinos sumaron sólo dos puntos de 15, manteniendo la poca productividad en casa. La derrota más dolorosa llegó el 14 de febrero, cuando en el Clásico 91 Monterrey se impuso con goles de De Nigris y Cardozo. Además, Itamar Batista tuvo su primer divorcio con la afición, al ser reventado en el duelo ante Pumas por fallar opciones claras, aunque al final sacó el honor con dos goles para rescatar el empate 2-2. El mes cerró con un 3-0 en contra en casa ante el Morelia, con lo cual la afición exigió la salida de Guzmán y coreó el nombre de Tomás Boy para nuevo entrenador; fue al terminar este duelo que ‘El Travieso’ definió al estadio Universitario como “Coliseo Romano donde la gente quiere ver sangre”. - Marzo: infierno en casa Pese a los indicios de la mala relación, la directiva se mantuvo expectante, argumentando sólo buena fe para revertir la inercia. En marzo llegó la debacle con la bronca entre la hinchada auriazul en un partido contra el Toluca. El mes había iniciado positivo. Tigres venció a Indios en Ciudad Juárez por 1-0, cortando una seguidilla de siete partidos sin ganar. Pero en los siguientes encuentros ligó derrotas ante el Atlas y Cruz Azul. En el juego ante los Zorros, Everton se lesionó el hombro y quedó fuera del torneo. La tensión se reflejaba, y el 22 de marzo Daniel Guzmán corrió a un aficionado de un entrenamiento, por gritarle que “le echara ganas”. Esa acción incrementó la molestia de los hinchas, quienes vía internet promovieron invadir la cancha del estadio Universitario para sacar a la fuerza a Guzmán. Así, el 27 de marzo al caer Tigres 1-0 con Toluca, la violencia se desató entre algunos miembros de los “Libres” y “Lokos” y la hinchada común, que clamaba la salida del técnico. Por protección el público tuvo que ser resguardado en la cancha, y esto provocó el veto al “Volcán” por un partido. El domingo 28 de marzo Guzmán fue cesado de su cargo, pero al día siguiente, el Presidente Santiago Martínez acudió a Zuazua para rogar a los jugadores que pidieran el regreso del timonel. El directivo se dobló y lloró frente al plantel. Al tercer día (30 de marzo), y pese a tener sólo nueve puntos de 36 disputados, el club anunció que el “Travieso” regresaba a su cargo por considerarlo el indicado para el equipo. - Abril, se recarga el “Travieso” Daniel Guzmán levantó un poco a Tigres, y en su regreso al timón logró cuatro partidos consecutivos sin perder, con triunfos sobre San Luis, Gallos y Atlante, además de un empate con Estudiantes. El 14 de abril en la Jornada 15 ante Querétaro se cumplió con el castigo en el Universitario y se acabó con la racha de cinco meses sin ganar en casa, sin acceso al público. Cuando de nuevo se jugó con afición en la fecha 17, los felinos cayeron con Pachuca. El club terminó el torneo en el lugar 15 de la tabla general con 19 puntos, por lo que otra vez se quedó sin Liguilla. En la porcentual los felinos se ubicaron sólo por encima de Indios, quien fue el equipo que dijo adiós a la Primera División.

A pesar de que los resultados no fueron los esperados, la directiva universitaria ya hablaba de renovar a Guzmán por dos años más. - Mayo, declaración y revolución Guzmán no había dado declaraciones desde que fue reubicado en su puesto, pero el 12 de mayo rompió el silencio para un programa de radio en Guadalajara y aseguró que CEMEX le pidió perdón por haberlo cesado de Tigres; esto no le pareció a los altos mandos de la empresa, y lo corrieron de manera definitiva el domingo 16 del mismo mes, junto con el Presidente Santiago Martínez. De inmediato se anunció el regreso de Alejandro Rodríguez como Presidente de Tigres, y éste a su vez anunció que los candidatos para el banquillo eran Ricardo Ferretti, Tomás Boy y José Luis Sánchez Solá; finalmente, el 20 de mayo se presentó oficialmente a ‘Tuca’ como nuevo entrenador, y se estableció la meta de 26 puntos para el torneo de Apertura. En el draft, la nueva directiva se estrenó con la contratación más costosa, pagando 4.8 millones de dólares por Damián Álvarez, además de confirmar los servicios de Jorge Torres Nilo, Hugo Ayala, Omar Trujillo y Alejandro Argüello. - Junio, llega el nuevo ‘Emperador’ Llegó el momento de partir a la Pretemporada en Cancún, pero antes de esto Lucas Lobos se iba con la incertidumbre de si seguiría en el 2011 con Tigres, ya que su contrato vencía en diciembre y se presumía que lo buscaba el Almería de España. A mitad del mes, la directiva firmó por tres años al central brasileño, Anselmo Vendrechovsky “Juninho”, con quien tendría plantel completo. En otro caso, la novela de “La Gata” Fernández continuaba luego de cinco meses de su salida. El argentino firmó por tres años con Estudiantes de La Plata, aún teniendo contrato vigente con Tigres hasta diciembre; el club auriazul alegó por este hecho, pero la FIFA le concedió permiso a este elemento de tener participación con los pinchas durante todo el 2010. - Julio, brilla la esperanza Viendo a futuro, Tigres compró al estadounidense de origen mexicano, Jonathan Bornstein, procedente de Chivas USA, para que se incorporara al equipo en el Clausura 2011. Ferretti nombró a su nuevo Capitán, y contra la sorpresa de muchos eligió a Itamar Batista, quien tenía fama de indisciplina en su vida personal. Horas antes de la Jornada 1 del Apertura 2010, Torres Nilo tuvo que ser operado de la vesícula; arrancó el torneo y Tigres cayó con Gallos Blancos 1-0 en casa, partido en el que se lesionó David Toledo y tuvo que ser operado de la rodilla. Esto le dio la oportunidad a Francisco Acuña de ganarse la titularidad. Para finalizar el mes, los felinos visitaron el estadio Victoria y derrotaron al Necaxa 2-0, evitando caer al sótano de la porcentual. - Agosto, reto incumplido Previo a la Jornada 3, el Presidente de Tigres, Alejandro Rodríguez, hizo público que sus jugadores se comprometieron a sumar nueve puntos de 15 a disputar de la fecha 3 a la 7. Los duelos involucrados eran ante América, Toluca, Santos, Cruz Azul y Monterrey. Antes  del Clásico, los pupilos del “Tuca” no habían logrado cumplir la meta. Empataron con Águilas y Toluca, vencieron a Santos, y cayeron con La Máquina. Lo rescatable fue que con el 1-0 ante el cuadro de la Comarca, terminó una racha de casi 10 meses sin ganar ante su afición. Ese mes, el día 18, el defensa Israel Jiménez volcó su auto en el acceso a la Cueva de Zuazua por ir jugando “carreritas” con los hermanos Alan y Armando Pulido. Una semana antes, Lobos renovó por tres años más como jugador de Tigres. - Septiembre: Tuca se exhibe; Rayados repite dosis El 3 de septiembre, previo al entrenamiento en la Facultad de Medicina, un aficionado vestido con playera de Pumas se dedicó a insultar al “Tuca” Ferretti y jugadores. El estratega se enfureció, corrió al hincha y hasta incitó a la violencia, pidiendo a los aficionados de la UANL “pártanle su pu… madr…”, ganándose críticas a nivel nacional. Al día siguiente, los universitarios tuvieron un amistoso frente al América, partido donde “Kikín” Fonseca se dobló la pierna derecha en una caída aparatosa, lo cual prácticamente le haría perderse el resto del torneo. La fecha más esperada a nivel local llegó el 11 de septiembre, y Tigres recibió con muchas esperanzas ante el Monterrey, pero Humberto Suazo debutó como verdugo de los felinos marcando el 1-0, suficiente para el triunfo de La Pandilla. Al terminar el encuentro, se presentó de nuevo la violencia entre aficionados. El 25 de septiembre se suspendió un juego por lluvia ante Chivas y se efectuó el domingo 26 con empate 1-1. El mes cerró con cuatro puntos de nueve disputados, ya que antes había vencido 3-1 al Puebla con tres dianas de Itamar. - Octubre, acecharon la gloria; surge esoterismo Después de perder con San Luis 1-0 en la fecha 10, Tigres ligó cinco partidos sin derrota, que lo pusieron a soñar con la calificación. Goleó 5-0 a Estudiantes, empató 1-1 con Atlante, venció 2-0 a Pumas, remontó 3-2 a Pachuca y empató 0-0 con Jaguares, para un total de 11 puntos de 18 disputados. El triunfo ante Estudiantes se cubrió de polémica tres días después, al descubrirse que los felinos jugaron ese encuentro con calcomanías de imágenes esotéricas pegadas en las porterías del “Volcán”, presuntamente para la buena suerte.

El 19 de octubre se mostró el nuevo uniforme de gala, un diseño dorado con vivos negros, pero con la “U” de la UANL escondida detrás de un pliegue, lo cual causó la molestia del rector Jesús Áncer; días después el Vicepresidente Héctor González Iñárritu aceptó ser candidato a Director de Selecciones Nacionales. - Noviembre, otra vez en la raya Tigres llegó al penúltimo mes del año con el boleto de Liguilla casi amarrado, y sólo tenía que rescatar mínimo dos puntos de los últimos seis para calificar. Pero en la Jornada 16 cayó 1-0 con Morelia en casa y complicó sus aspiraciones. Ése día, el técnico de Monarcas, Tomás Boy, encendió a la afición felina, festejando eufóricamente el gol y haciendo señas a los hinchas que él era el número uno. En la fecha 17, aún y la derrota previa, si la UANL vencía al Atlas tendría su pase sin depender de nadie, pero tras ir 2-0 arriba se vio alcanzado 2-2 por los rojinegros, así que quedó a expensas de que América derrotara a Pumas. Esto no sucedió y el domingo 14 los nicolaítas quedaron fuera de la Fiesta Grande al ubicarse en el noveno sitio con 24 puntos. Fue así que arrancó el futbol estufa y rápido se dio a conocer la lista de transferibles: Itamar Batista, Everton Cardoso, Francisco Fonseca, Alejandro Argüello, Lucas Ayala, Alfredo González Tahuilán y José Antonio Castro. En contraparte se firmó al chileno Héctor Mancilla en casi cuatro millones de dólares, luego de que el hondureño David Suazo era la primera opción. El arquero Cirilo Saucedo renovó por tres años con el club, y este mismo noviembre marcó la despedida del Vicepresidente Héctor González Iñárritu, quien fue nombrado nuevo Director de Selecciones Nacionales. - Diciembre, una nueva ilusión Ya con los refuerzos Héctor Mancilla, Jonathan Bornstein, Tigres inició su Pretemporada en la Riviera Maya, y ahí lo alcanzó Carlos Ochoa, delantero que ocupará en el papel el lugar de “Kikín” Fonseca, quien días antes se presentó con notario público para dar fe que él no abandonó el trabajo. A menos de una semana de terminar la etapa en tierra caribeña se cerró el fichaje por Danilinho en 4.5 millones de dólares. El brasileño naturalizado Leandro Augusto se volvió la pieza faltante en el armado, pero Pumas lo tasó en 3.5 millones de dólares y la UANL desistió de sus servicios. Con todo lo anterior, el equipo marcha invicto en su preparación tras igualar 1-1 con Potros, vencer 2-0 a Jaguares y por el mismo marcador a Correcaminos, dando señales de captar la idea de juego que busca el “Tuca”. El camino marcó una senda dolorosa para la institución, pero con la expectativa de que el torneo que se avecina pueda ser muy distinto a los anteriores, y que los felinos encuentren la forma de superar un 2010, que en muchos sentidos para la hinchada regia resultó para olvidar.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×