El 2010 fue el año más Rayado

A unas horas de que el 2010 forme parte del pasado, Monterrey hace un recuento de los meses, y vaya que tiene mucho por qué celebrar.
 A unas horas de que el 2010 forme parte del pasado, Monterrey hace un recuento de los meses, y vaya que tiene mucho por qué celebrar.  (Foto: Notimex)
Monterrey, Nuevo León -
  • Monterrey ganó la Liga, el Interliga, un Superliderato, dominó el Clásico Regio y avanzó invicto en Concachampions

A unas horas de que el 2010 forme parte del pasado, Monterrey hace un recuento de los meses, y vaya que tiene mucho por qué celebrar.

Este 31 de diciembre la hinchada albiazul podrá levantar la Copa y brindar por el histórico calendario que finaliza, que será recordado como el mejor en la vida del club.

Monterrey tuvo 12 meses de protagonismo, donde ganó casi todo lo que disputó, y donde sentó las bases para un proyecto deportivo que iniciará el 2011 bajo los reflectores.

La Pandilla conquistó su cuarto título de Liga, ganó por primera vez un Superliderato en torneos cortos, batió la última edición del Interliga, arrasó en la Fase de Grupos de la Concachampions, y acostumbró a su público a ser ganador.

Y como si eso no bastara se llevó invicto las ediciones del Clásico ante Tigres, palomeando la lista de objetivos que cualquier hincha pudiera tener en el año.

Pero también hubo sinsabores y escándalos en seno rayado, así como errores que en su momento empañaron al club albiazul.

A continuación en el resumen anual del equipo albiazul, mes por mes, como se vivió en Medio Tiempo.

Enero: arrancan con título; despiden a Suazo

Aún la afición rayada saboreaba el título de Liga del Apertura 2009, cuando un nuevo campeonato extendió la celebración de forma inesperada.

Monterrey inició el año estrenando a sus refuerzos Neri Cardozo, Sergio Pérez y Diego Cervantes, y llevándose de forma sorpresiva la Interliga para avanzar por segunda vez en su historia a la Copa Santander Libertadores. Felipe Baloy, Diego Ordaz y Diego Martínez causaron baja. La sorpresa radicó en que el club llegó al torneo con sólo cuatro entrenamientos antes de su primer partido, y acabó invicto, ganando la Final ante América por 3-1 en penales, tras un 0-0 en el tiempo regular.

Pero la alegría de la nueva conquista tuvo un sabor agridulce para los regios, ya que el 8 de enero, Humberto Suazo, su mejor jugador en la Liguilla del Apertura 2009, se fue a préstamo con el Zaragoza. El 'Chupete' había reportado tarde de las vacaciones, sólo para ultimar su sueño europeo. En su lugar Monterrey contrató a Osvaldo Félix Souza, ‘Val Baiano’, brasileño de 28 años que había terminado sublíder de goleo en el último torneo brasileño, y quien reportó a finales del mes.

En resultados, La Pandilla empató 0-0 con Jaguares, 1-1 con Tigres, venció 2-1 al Puebla, y 3-1 al América en penales. En el Bicentenario 2010 abrió con una goleada de 4-0 sobre Indios, perdió 2-0 con Atlas, y venció 2-0 al Cruz Azul.

Febrero: Libertadores, Clásico y despegue

La justa continental volvió a recibir al conjunto albiazul, y el 10 de febrero La Pandilla se presentó ante Sao Paulo en Brasil para abrir la actividad del Grupo 2. La polémica acompañó a los regios en el Estadio Morumbí, ya que dejaron en la Sultana del Norte a su plantel titular para preparar el Clásico 91 ante Tigres. Perdieron 2-0 con un plantel alterno, pero después vino una buena racha entre Liga y Libertadores, iniciando con un triunfo de 2-1 en el Derby Regio, y tomando distancia para enfilar a la calificación en la Bicentenario. En resultados, además, le ganó 2-1 a Nacional de Paraguay en la Copa, y en el torneo local empató 1-1 ante Toluca, venció a Estudiantes 4-3, a Gallos Blancos 3-0, y al Atlante 1-0.

Marzo: invictos, pero lesionados

El tercer mes del año encontró al cuadro de Vucetich motivado ante la cercanía de la lista definitiva para el Mundial. Aldo de Nigris y Jonathan Orozco habían sido observados por Javier Aguirre en duelos amistosos, y las derrotas parecían peleadas con el equipo. Pero la carga de trabajo y la falta de una Petemporada se tradujeron para los norteños en una inesperada cadena de lesiones.

Aldo de Nigris, Luis Pérez, Walter Ayoví y Neri Cardozo comenzaron a causar baja de las alineaciones por problemas musculares. Al final el saldo fue de un mes invicto en la Liga y en la Copa, con triunfos de 3-0 ante Pachuca y 2-1 ante Chivas, y empates de visita por 1-1 ante Puebla y Jaguares. En la Copa ligó tres empates, 2-2 y luego 3-3 ante Once Caldas y 0-0 ante Sao Paulo.

Las buenas noticias no pararon, y ese mes Rayados recibió finalmente la cesión del terreno para su estadio, dejando sólo el tema de los permisos federales de construcción.

Abril: amarran la cima; adiós a la Copa

La cadena de empates de marzo dejó al Monterrey con un pie fuera de la justa continental, y la eliminación se consumó el 21 de abril, al perder por 2-0 en cancha de Nacional. La Pandilla se apuntó así quizá la única decepción del 2010, cumpliendo una de las peores actuaciones de mexicanos en CONMEBOL.

Otro punto que empañó al conjunto en este mes fue la suspensión del portero Omar Ortiz, al encontrarlo positivo de doping, para recibir posteriormente una suspensión de dos años de la actividad profesional. Pero en la Liga las cosas marchaban a pedir de boca, y el equipo amarró el liderato general, objetivo que cumplía por primera vez en torneos cortos con 36 unidades, una nueva marca en la institución. Su saldo fue de victorias de 1-0 ante Pumas y 2-1 América, y empates de 1-1 ante San Luis, Santos, y Monarcas.

Mayo: termina el sueño, Pachuca lo hizo

El bicampeonato era la palabra que rondaba en el entorno rayado, pero en vez de eso, Monterrey se sumó a la lista de Superlíderes que son eliminados en Cuartos de Final.

Pachuca exhibió de fea manera a los regios en la ida, aunque al final sólo se impuso por 1-0, y en la vuelta liquidó la maniobra con un 2-1 en el Tec, en un partido donde los pupilos de Vucetich fallaron un penal, y acabaron acalambrados víctimas del paseo Tuzo y la falta de fondo físico para redondear la maniobra. La hinchada del Tec, pese a todo, ovacionó a La Pandilla. Al final del torneo, el brasileño Val Baiano encabezó la lista de bajas, con sólo un gol en su cuenta.

Junio: tiempo de reconstrucción

Era el mes del Mundial y la atención se centraba en Sudáfrica 2010, pero Monterrey arrancaba de nuevo su preparación en forma, pensando en volver a una Final. Ésta se daba sin elementos como Juan Carlos Medina, Gerardo Galindo y Diego Cervantes, quienes acabaron sus préstamos y regresaron a sus clubes de origen.

En el Draft no había llegado ningún jugador, pero se cocinaba el regreso de Suazo, toda vez que Zaragoza no ejerció la opción de compra, para la cual tenía hasta el 30 de mayo para hacerse definitivamente de los derechos del chileno.

Julio: vuelve Suazo, inician camino al título

En medio de un clima alentador, que tenía al grupo invicto en sus duelos amistosos, la hinchada albiazul recibió aún más noticias positivas. El 13 de julio Monterrey presentó a Ricardo Osorio, procedente del balompié alemán. Pero un día después la Liga volvió a sacudirse con el regreso de Humberto Suazo a Rayados. Fue el 14 de julio cuando el chileno reapareció –visiblemente más delgado- en el entrenamiento de El Barrial. Sólo tres días después, el ‘Chupete’ revivió su vieja costumbre de anotar y dar triunfos al equipo, al marcar el tanto con que La Pandilla se impuso en un amistoso al Atlas. Una semana después la historia del gol se repitió en la Fecha 1 que los Rayados empataron 1-1 de visita ante San Luis, y de nuevo en la Jrnada 2, cuando los regios vencieron 3-2 a Estudiantes.

Agosto: una Aplanadora; abren Concachampions

La Pandilla encontró con Suazo la fórmula ganadora, y en agosto plasmó nuevamente una racha positiva que le dio margen para manejar el resto de la campaña. Además debutó en la Liga de Campeones de CONCACAF, marcando de inmediato su ruta a la calificación. Monterrey ligó victorias en el Apertura por 2-1 ante Atlante y 5-2 ante Pumas, y luego bajó el acelerador empatando 2-2 ante Pachuca y luego 1-1 con Jaguares. En Concachampions abrió venciendo en casa 1-0 al Saprissa, y posteriormente 2-0 de visita ante Seattle Sounders.

Septiembre: Dominan el Clásico, califican en la Copa

Un receso en la Liga sirvió para que Monterrey afinara su estrategia para el nuevo Clásico ante Tigres. La parada sirvió a la perfección, y el equipo albiazul refrendó su dominio de casi dos años sobre los universitarios, al vencerlos 1-0 a domicilio con gol de Suazo. Además le ganó 2-0 al Atlas, y empató 0-0 ante Gallos Blancos. En CONCACAF amarró el boleto venciendo 2-0 a Marathón y 3-2 a Seattle Sounders, y empatando 2-2 con Saprissa de visita.

Octubre: Renuncia al Tri; Rayados califica

La novela del año se dio en el seño del Monterrey. Su gran trayectoria futbolística y el buen trabajo de dos años con La Pandilla convirtieron al técnico Víctor Manuel Vucetich en el candidato ideal para la Selección Mexicana.

Pero justo cuando más se saboreaba el cambio, el estratega decidió hacerse a un lado del proceso argumentando motivos familiares. La decisión de Vucetich se convirtió en un romance arraigado con la hinchada. A la postre José Manuel de la Torre, entonces técnico del Toluca, se convirtió en el elegido para el Tri, no sin antes verse exhibido por Vuce en el duelo de la Jornada 12, con un 2-0 de Rayados sobre Toluca en la cancha del Tec.

El resto de los resultados del Monterrey en el mes fueron un triunfo de 2-1 sobre Necaxa, 0-0 ante América, triunfo 2-1 ante Santos, derrota de 4-2 ante Cruz Azul, y triunfo 2-0 sobre Morelia. En Concachampions concluyó la Fase de Grupos con un triunfo de 1-0 de visita ante Marathón, ratificándose como el mejor del certamen.

Noviembre: de la agonía a la gloria

La recta final del torneo asomaba, pero la obra rayada, tan sólida semanas atrás, parecía derrumbarse. Monterrey tuvo una baja física y futbolística que le costó caer en un bache futbolístico, y que se tradujo en los peores partidos de todo el año. Para colmo las lesiones volvieron a aparecer, y el fantasma del Bicentenario 2010 hacía temer a más de uno. Sin embargo, el equipo no se despegó de su plan para el cierre, y desde el segundo lugar general logró abrir la brecha para instalarse de nuevo en la Final.

Sus resultados fueron de derrotas de 2-0 ante Puebla y 3-2 ante Chivas en el cierre de torneo, ésta con tres expulsados para el inicio de la Liguilla. Ya en la Fiesta Grande el equipo libró los Cuartos de Final con empates de 1-1 y 3-3 ante Pachuca, y luego despachó a Pumas en Semifinal con un 0-0 en la ida, y un agónico triunfo de 2-0 en la cancha del Tec. El sueño tomaba forma.

Diciembre: Rayadomanía en Monterrey

Por quinta vez en siete años, La Pandilla se apuntó para disputar una Final, y esta vez el rival era Santos. Los antecedentes inmediatos colocaban al cuadro de La Comarca como ligero favorito, pero fue en esta instancia donde Rayados sacó todo el futbol que se había guardado en el mes de noviembre.

La ida marcó un 3-2 a favor de los Guerreros, con una noche vergonzosa para los cuerpos policiacos de Torreón, que acabaron agrediendo a los barristas de la Sultana. En la vuelta las cosas fueron totalmente albiazules, y Monterrey aniquiló a Santos 3-0 en casa, con dos goles de Suazo y uno de Basanta.

La cuarta estrella volvió loca a la ciudad, que al día siguiente vivió un desfile histórico para la entidad, con casi medio millón de personas volcadas en la Macroplaza para celebrar al Campeón. La Pandilla celebró con todo, y actualmente inicia el camino a un nuevo año, donde tendrá una vara alta para igualar un 2010 que resultó casi de ensueño.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×