La lucha del futbol contra el cáncer

Justo cuando el balón rodaba y habían logrado driblar rivales, atajar goles o anotarlos, varios futbolistas han tenido que poner un alto en su carrera y colgar los botines para enfrentar, fuera de...
 Justo cuando el balón rodaba y habían logrado driblar rivales, atajar goles o anotarlos, varios futbolistas han tenido que poner un alto en su carrera y colgar los botines para enfrentar, fuera de las canchas, a su enemigo más difícil de vencer.  (Foto: Notimex)
Monterrey, Nuevo León -
  • En el pasado y en la actualidad, futbolistas han tenido que enfrentarse al cáncer, su rival más difícil de vencer
  • Miki Roqué y Mauricio Aguirre luchan hoy en día contra esta enfermedad

Justo cuando el balón rodaba y habían logrado driblar rivales, atajar goles o anotarlos, varios futbolistas han tenido que poner un alto en su carrera y colgar los botines para enfrentar, fuera de las canchas, a su enemigo más difícil de vencer: el cáncer. Las noticias de los últimos días del padecimiento de esta enfermedad por parte de varios futbolistas ha sacudido a este deporte; en España Eric Abidal presentó un tumor en el hígado. Mientras tanto Miki Roqué, del Betis, y Mauricio Aguirre, del Monterrey, jugarán el partido más importante de sus vidas para vencer a este mal. A pesar de ser diagnosticados con esta enfermedad, la carrera de estos jugadores no ha llegado a su fin, pues en el pasado varios futbolistas la han padecido y han salido victoriosos de ella, regresando a las canchas para seguir poniendo la pelota en juego. Futbolistas de talla internacional como Loboslav Penev, Germán ‘Mono’ Burgos, José Francisco Molina y Sergio Aragoneses, y en México, José Luis Sixtos, son ejemplo de ser vencedores de esa batalla. Además de ponerse en manos de los médicos especialistas, la salud de estos deportistas va conjuntamente con la obediencia que tengan para afrontarla y de su fe en Dios. Si hay alguien que puede hablar con propiedad del tema y se ha guiado bajo este camino para vencer el cáncer, es el preparador físico Miguel Ángel Ramírez, quien enfrentó en tres ocasiones este mal y hoy en día se encuentra de pie firme disfrutando del futbol. El integrante del cuerpo técnico de Víctor Manuel Vucetich en Rayados, superó un ganglio canceroso en el lado izquierdo del cuello, así como en la próstata y en la ingle, y tras dejar atrás estos padecimientos, habla de la importancia de ‘vivir’ esta enfermedad y no ‘sufrirla’. Sin duda que el apoyo de él será fundamental en la recuperación del arquero juvenil del Monterrey, Mauricio Aguirre, diagnosticado hace algunas semanas con cáncer en la piel. “Lo que he resaltado a través de estar viviéndolo y analizándolo (al cáncer), es lo grato e importante que resulta estar haciendo prevención y eso ha sido gracias al futbol, a las instituciones que ha tenido esa sensibilidad que nos estemos revisando lo más periódicamente posible, el hacer dos revisiones por año y qué bueno que se ha puesto ese requisito para determinar cómo estamos en la salud los que nos dedicamos a este deporte. La palabra cáncer asustaría a cualquiera porque el cáncer es sinónimo de muerte. Cuando uno no lo oye es feliz, pero cuando lo oye ¿por qué tiene uno que perder la felicidad?, y no es que se disfrute, pero lo tiene uno que asimilar para darse cuenta hasta donde puede ser obediente con lo que implica llevar un tratamiento. Pienso que hay que vivir la vida y estar relajado. Yo he aprendido a obedecer a Dios, a los médicos, a los jugadores, al cuerpo técnico y lo que hago es tratar de cumplir los compromisos que tengo y hacerlo de la mejor forma que me lo permitan mis capacidades y, después, disfrutar con gusto estar en donde quiero estar”, señaló el preparador físico albiazul, quien trabaja con Vucetich desde el año de 1987. LA IMPORTANCIA DE MANTENERSE ACTIVO El profesor Ramírez explicó que en la etapa de enfrentar este proceso de la enfermedad, el futbolista debe tratar de seguir con su vida normal, incluso mantenerse en activo para superarla más rápido. -¿Cómo afecta en lo físico a un futbolista que padece esta enfermedad?- “Lo que le comentaba a Mauricio (Aguirre), es que las cosas hay que asumirlas, no hay que padecerlas antes, hay que aprender a vivirlas sin sufrirlas. Cuando a uno le dicen que tiene cáncer y empieza a investiga, uno se llena de tensión y deja de hacer cosas, y si no te alimentas en lo anímico y lo espiritual, el físico da. En mi caso no lo padecí tanto porque fue descubierto muy rápidamente, nunca me impidió hacer nada de lo que hacía y me gusta; recuerdo que a mi me daban tratamientos (de quimioterapia) y seguía entrenado, realmente era como si me hubieran tratado una gripa, lo más que paré mis actividades fueron 15 días cuando me operaron de la próstata. "Cuando uno tiene que enfrenar esto, está en una situación de padecer un sufrimiento muy fuerte y a veces como humano no eres capaz de soportar eso" Lo importante es que hay que seguir jugando la dinámica de la vida, bajo las circunstancias de ahora (con la enfermedad), que si bien no te limitan, sí te obligan a crecer y aprender otras cosas, saber que ahora tengo una limitante, pero eso no quiere decir que me impida enfrentar a la vida”. Resaltó el preparador físico la importancia de mantener una vida normal, con diversión, pero sin caer en los excesos, “porque éstos son los que deterioran; siempre les hacemos énfasis a los jugadores que se diviertan, no es malo divertirse, tienen derecho, son humanos como cualquiera, pero que no caigan en los excesos”, reiteró el integrante del Monterrey. TENER FE EN DIOS Y SER PACIENTE De las recomendaciones que da al portero juvenil del equipo, quien actualmente lleva su proceso de quimioterapias para superar su cáncer en la piel, que le fue detectado en el brazo izquierdo, el preparador explicó. “Le dije: primero ponte en manos de Dios, Él es el que lo determina todo, y después, hay que escuchar, hay obedecer, porque si uno no está en manos de Dios, anda tenso, estresado. Cuando uno tiene que enfrenar esto, está en una situación de padecer un  sufrimiento muy fuerte y a veces como humano no eres capaz de soportar eso, entonces eso le comentaba a Mauricio, que hay que ser pacientes, porque si no soy paciente conmigo, no dejo entrar ni siquiera a Dios a mi vida”. RESPALDO QUE ALIVIA Tras enterarse del tumor en la pelvis que padece su jugador Kike Roqué, el Club Betis, en un gesto de apoyo, mandó bordar el nombre y el número 26 del futbolista en la manga izquierda del uniforme, lo cual portarán hasta el final de la temporada. El respaldo del equipo y los compañeros para un jugador que enfrenta esta enfermedad es, sin duda, un medicamento que lo ayuda a sanar más rápidamente, reconoció Ramírez. En el caso de Aguirre, la institución regiomontana ha otorgado todas las facilidades a su portero para que se atienda de la mejor manera. El Presidente Deportivo, Luis Miguel Salvador, acompañó al jugador a los exámenes médicos que éste se realizó en Estados Unidos, mismos donde le fue confirmada la noticia de su padecimiento de cáncer y, además, dejó en sus manos la decisión de llevar su tratamiento en el país vecino o en la ciudad de Monterrey, eligiendo el guardameta de 23 años esta última opción. “Es fundamental el apoyo, el cobijo que se les pueda brindar, el hacerles saber que siguen dentro, que son parte de la institución, que tendrán que afrontar un momento diferente a nosotros, que tendrán que seguir un tratamiento específico para recuperar la salud; en el caso de Mauricio no se exactamente qué le habrá dicho su médico, de qué ejercicios físicos podrá o no hacer, aún no lo sabemos, pero él sigue viviendo con regularidad a las prácticas, platica con Víctor (Vucetich), con nosotros, con sus compañeros. Le comenté que hay que apoyarse mucho en la familia, estar cerca de sus seres queridos”. -¿Para usted, qué tan fundamental fue el futbol en su recuperación?- “Vital, porque esto es a lo que me dedico desde hace años y es lo que me gusta, es lo que más disfruto; todos sabemos que el futbol es un escaparate, hay millones de personas viéndonos, es un deporte que atrae muchas miradas, y tiene un significado de gran impacto para muchas personas. El futbol fue ese alimento que me ayudó a salir adelante”. Así, mientras el profesor Miguel Ángel Ramírez disfruta a plenitud del futbol en la actualidad, después de haber dejado atrás al cáncer, Roqué, Abidal y Aguirre,  buscan hacer la mejor jugada de sus vidas para también vencerlo. Algunos futbolistas que han padecido cáncer Jugador País Equipo Diagnóstico Luboslav Penev Bulgaria Valencia Cáncer testicular Sergio Aragoneses España Hércules Cáncer testicular José Fco. Molina España Valencia Cáncer testicular Germán Burgos Argentina A. de Madrid Cáncer de riñón Gustavo Eberto Argentina Talleres Cáncer testicular José Luis Sixtos México Puebla Cancer en una pierna Miki Roqué España Betis Cáncer en pelvis Eric Abidal Francia Barcelona Tumor en el hígado Mauricio Aguirre México Monterrey Cáncer en la piel

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×