Ojalá un día México crea más en los mexicanos: Treviño

Pepe Treviño iniciará hoy su segundo proceso al frente del Club Motagua, en lo que representa su cuarto proceso como entrenador en Honduras, país donde goza de una gran reputación y donde es...
 Pepe Treviño iniciará hoy su segundo proceso al frente del Club Motagua, en lo que representa su cuarto proceso como entrenador en Honduras, país donde goza de una gran reputación y donde es considerado de los mejores técnicos de la última década.
Monterrey, Nuevo León -
  • Se va Pepe Treviño a su cuarta etapa como técnico en Honduras
  • Estará hoy como espectador ante Monarcas Morelia

Son las horas previas a una nueva despedida de México y Pepe Treviño ultima los detalles para el viaje. Tras una ida fugaz al dentista, el entrenador cumple los últimos trámites migratorios, y aprovecha la tarde buscando una dotación de cabrito congelado, además de los dulces de leche conocidos como ‘glorias’. Son regalos que lleva para sus amigos en Tegucigalpa.

El regiomontano iniciará este jueves su segundo proceso al frente del Club Motagua, en lo que representa su cuarto proceso como entrenador en Honduras, país donde goza de una gran reputación y donde es considerado de los mejores técnicos de la última década.

Con dos superlideratos y dos títulos -y uno más en herencia-, Treviño relevará en el cargo a Ramón Madariaga, y este jueves debutará en la tribuna del estadio viendo a su nuevo equipo medirse a Monarcas Morelia en la cuarta fecha de la Concachampions.

“Ya tengo todo, ya está la maleta, sólo me faltan los presentes para los amigos”, comenta en charla para Medio Tiempo.

“Eduardo Atala (dirigente hondureño) siempre me pedía cabrito, entonces ando con eso, y las infaltables glorias. También tengo que llevar algo de música, cargar bien el Ipod. Allá hay un jugador, Milton ‘El Jocón’ Reyes que adora a los Tigres del Norte, y siempre me pedía discos, entonces ahora le voy a llevar nuevas canciones”.

-¿Qué más llevas en la maleta?- “Muchas esperanzas, llevamos la responsabilidad de sacar el compromisos, y responder a la expectativa en cuanto a que allá mis números son muy buenos, entonces llevamos esa responsabilidad de confirmar todo lo que hemos logrado, y siempre con la bandera de México, que de alguna forma estoy representando al país en otro futbol”.

El timonel de 51 años volverá a dirigir tras su experiencia con los Indios de Ciudad Juárez, y confiesa que el llamado lo tomó por sorpresa, aunque sólo en cierto modo. Su sentir es de ser casi mitad catracho, por todo lo que ha recibido futbolísticamente en Centroamérica.

"Allá mis números son muy buenos, entonces llevamos esa responsabilidad de confirmar todo lo que hemos logrado, y siempre con la bandera de México, que de alguna forma estoy representando al país"

“Sí, me siento medio hondureño, y así me tratan, la verdad sí hay mucha identificación, creo que entendí a la perfección la cultura y la idiosincrasia de ellos, creo que entendimos mucho, y tengo una excelente amistad con muchos”.

-¿Fue difícil adaptarse a las tradiciones, la comida?- “Es diferente a la que se da en Tegucigalpa a la que se da en San Pedro Sula. San Pedro es más tirado al trópico, entonces es mucho marisco, la famosa sopa de caracol, se come más en función a la playa. En Tegucigalpa es distinto. No hay tortilla, la tortilla es fría, para los tacos hay pocos lugares donde se hagan, y la carne no es como acá, entonces sí batallas con eso un poco”.

-¿Qué te hizo vincularte de forma tan fuerte a Honduras?- Todo nace en el 99’ por una llamada de Pepe Sabla, que es primo hermano de Eduardo Atala. Pepe es aficionado a los Rayados, él hizo la recomendación para su primo, y de ahí se dio. Ya estuve allá también trabajando en el Real España, y también nos fue extraordinariamente bien, las dos veces fui superlíder, el equipo siempre fue el más goleador, el menos goleado, mucha gente en Selección Nacional, y al final cristalizado con campeonatos”.

-¿Has pensado por qué has triunfado más en Honduras?- “Sí, y son varias cosas. Acá en Primera División no he tenido un proyecto como los de Honduras. Allá tengo la confianza total en la toma de decisiones, sobre jugadores y la manera de jugar, y desarrollar al equipo. Me han dado ciento por ciento la libertad de elegir. Aparte he tenido proyectos con clubes bien sustentados, solventes, que son de los grandes de allá, es el equivalente a que aquí trabajara con Cruz Azul, Guadalajara, Monterrey, clubes claros en su proyecto deportivo. Aquí siempre he encontrado siempre proyectos viciados, cuando me ha tocado la Primera División”.

-¿Percibes malinchismo con las oportunidades que se reparten en México?- “Sí, sí se da, ya ves con Raúl (Gutiérrez) dónde vino a encontrar su espacio, siempre trabajó en universidades, se va de auxiliar de Joaquín del Olmo, y luego se va a Selección y logra el campeonato Mundial, y como él hay mucha gente muy capaz. La verdad sí sientes que de repente le den proyectos como el de Santos a una persona con poca experiencia (Cocca), y con capacidad que todavía no está probada, porque no había probado nada en Argentina”.

El deseo de Pepe es volver a triunfar en Honduras –tomará al Motagua en el sótano de la tabla- pero espera que un día México pueda abrir camino a los entrenadores de casa que tienen talento.

“Ojalá un día el dirigente aquí piense en el mexicano, creo que hay gente muy capaz, gente muy preparada, hoy un caso es el ‘Profe’ Cruz, otro ejemplo es el ‘Chepo’, le dan la oportunidad y en poco tiempo dónde termina. Entonces, ojalá crean, y ojalá un día se dé la misma oportunidad que a veces se abre en otros lados, y que den tiempo para sustentar proyectos”.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×