Jugadores de Monterrey, callan

En Monterrey algunos elementos han decidido guardar silencio y no hablar con los medios de comunicación, tal como sucedió este martes con Jonathan Orozco y Sergio Santana quienes optaron por callar.
En Monterrey algunos elementos han decidido guardar silencio y no hablar con los medios de comunicación, tal como sucedió este martes con Jonathan Orozco y Sergio Santana quienes optaron por callar.
 En Monterrey algunos elementos han decidido guardar silencio y no hablar con los medios de comunicación, tal como sucedió este martes con Jonathan Orozco y Sergio Santana quienes optaron por callar.  (Foto: María Elena Partida)
Santiago, Nuevo León -
  • Orozco y Santana, programados para hablar este día con la prensa, se fueron en silencio
  • Es la segunda vez en este año que el arquero se autoveta

En plena crisis de resultados, en el Monterrey algunos elementos han decidido guardar silencio y no hablar con los medios de comunicación, tal como sucedió este martes con Jonathan Orozco y Sergio Santana quienes optaron por callar. Tras salir del vestidor, el delantero lo hizo hablando por celular, pero en un par de ocasiones indicó con la mano izquierda que no hablaría, en tanto que el portero estelar dijo que simplemente no tenía ganas de hacerlo, esto a pesar de que ambos estaban programados para acudir a la sala de conferencias a platicar con los medios de comunicación. -¿Jonathan vas a hablar?- "No". -¿Porqué?- "Porque no tengo ganas", respondió escuetamente el guardameta a un reportero de una televisora. Al ver que era el segundo jugador que se marchaba de El Barrial sin dar declaraciones, se le pidió a Everardo Valdez, Gerente de comunicación del club, interceder, y aunque durante 20 minutos intentó convencer al guardameta de hablar no lo consiguió, explicando que el cancerbero decidió guardar silencio porque le molestaron los comentarios que se publicaron en la columna de un periódico local. Antes de marcharse del lugar, Orozco sí atendió a unos 10 aficionados que acudieron al entrenamiento y que le solicitaron la foto y el autógrafo del recuerdo. Esta es la segunda vez en el presente año que el arquero titular de Rayados se autoimpone un veto para no dialogar con los medios de comunicación regiomontanos; la primera ocasión fue en el torneo pasado, cuando le molestó que fueran publicados unos mensajes que escribió en su cuenta de twitter, donde hizo una autocrítica tras cometer un error frente al Atlas que le costó la derrota al Monterrey.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×