Vicente Fox, anfitrión de La Fiera

Jesús Martínez y Gustavo Matosas encabezaron la visita que realizó el Club León a las instalaciones del Centro Fox, en el Rancho San Cristóbal del ex Presidente de México Vicente Fox Quesada.
 Jesús Martínez y Gustavo Matosas encabezaron la visita que realizó el Club León a las instalaciones del Centro Fox, en el Rancho San Cristóbal del ex Presidente de México Vicente Fox Quesada.
León, Guanajuato -
  • Directiva y jugadores acudieron al Centro Fox
  • Sebastián Maz ocupó unos instantes la silla presidencial

Jesús Martínez y Gustavo Matosas encabezaron la visita que realizó el Club León a las instalaciones del Centro Fox, en el Rancho San Cristóbal del ex Presidente de México Vicente Fox Quesada. Fox y su esposa Marta Sahagún encabezaron el recorrido por las instalaciones del Centro que incluye una biblioteca y la réplica de la oficina presidencial, en donde al uruguayo Sebastián Maz se le pidió que posara en la silla que los visitantes ocupan al ser nombrados presidentes por un día. Jonny Magallón e Ignacio González no se despegaron del ex mandatario, mientras unos metros atrás al técnico Gustavo Matosas se le veía serio y poco entusiasmado con la visita en tiempos de Liguilla. “Gustavo únete a la foto”, le dijo en varias ocasiones Fox mientras posaba para los medios de comunicación en cada una de las salas. Al salir de la biblioteca los esperaban ya jóvenes de diferentes escuelitas de futbol en la localidad. Luego de algunas firmas y fotografías, la comitiva del Centro Fox les señaló que continuarían su visita con más aficionados que ya los esperaban a las afueras. “15 minutos y nos vamos”, señaló tajantemente Matosas mientras ocupaba un lugar para retratarse y entregar más autógrafos a la gente. Jesús Martínez mientras tanto, explicaba que la invitación la había recibido tiempo atrás. “Recibimos la invitación de Vicente y Marta, con mucho gusto venimos a apoyar y a estar con nuestra gente”. Sin embargo esa convivencia con la afición esmeralda terminó opacada, cuando el equipo se despidió y la molestia de la gente se hizo presente no el poco tiempo que permanecieron los jugadores, sino la inversión que algunos de los asistentes realizaron para convivir con sus ídolos. Y es que más allá de los 15 pesos de entrada general al Centro Fox, se ofreció un paquete especial en 250 pesos que incluía recorrido junto a la gente del Club León, desayuno y fila exclusiva para los autógrafos. Al final, únicamente lograron verlos a lo lejos. “No se vale, tenías que desayunar en la Hacienda San Cristóbal para poder estar acá, gasté 800 pesos, llegamos muy temprano y no alcanzamos nada”, señaló una aficionada que se retiró muy molesta de las instalaciones de Vicente Fox.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×