A Elías Hernández, los abucheos de la afición no le preocupan

Recién inicia un nuevo año y dentro de los propósitos del volante de Tigres, Elías Hernández, no está el ganarse a la afición felina.
Recién inicia un nuevo año y dentro de los propósitos del volante de Tigres, Elías Hernández, no está el ganarse a la afición felina.
 Recién inicia un nuevo año y dentro de los propósitos del volante de Tigres, Elías Hernández, no está el ganarse a la afición felina.  (Foto: Notimex)
Zuazua, Nuevo León, México -
  • El volante llegó a Tigres como refuerzo previo al Clausura 2012
  • Con el regreso de Danilinho, Elías ya no será titular

Recién inicia un nuevo año y dentro de los propósitos del volante de Tigres, Elías Hernández, no está el ganarse a la afición felina. Y es que a Elías no le preocupa que su trabajo no le guste un sector de la hinchada auriazul, de tal manera que no le interesa cambiar los abucheos por aplausos en el 2013.   "Hay gente que me encuentro en la calle y me brinda el apoyo como jugador de Tigres, hay otra gente que a lo mejor no le gusta mi trabajo" “No me preocupa eso (cambiar abucheos por aplausos), porque me dedico a hacer mi trabajo, muchas veces quiero hacer uno de más dentro de la cancha y no, entonces tengo que hacer bien lo mío. A la gente le puede gustar o no, eso es aparte, yo hago lo que me piden, trato de hacerlo bien como debe de ser, eso lo dejo a segundo término. “Hay gente que me encuentro en la calle y me brinda el apoyo como jugador de Tigres, hay otra gente que a lo mejor no le gusta mi trabajo”, declaró "El Patrullero" al terminar el entrenamiento en La Cueva de Zuazua. Hernández llegó a Tigres como refuerzo previo al Clausura 2012, a ocupar la posición que había dejado libre Danilinho: volante por derecha. A lo largo de dos torneos, la afición felina demostró descontento por el trabajo de Hernández, abucheándolo en cada partido y pidiendo a gritos a Danilo Verón. “Por muchos (soy) querido y a muchos no les gusta mi trabajo, entonces no estoy tan preocupado en ese sentido. Tengo que hacer bien mi trabajo y a la gente que le guste ¡qué bueno!  y a la que no, pues qué le vamos a hacer, yo tengo que hacer lo mío”, señaló. Por lo pronto, Elías se ocupa más en seguir trabajando, puesto que sabe no la tendrá fácil, puesto que Danilinho tiene asegurado el puesto por la banda derecha, de tal forma que el técnico lo ha tenido que probar por el lado izquierdo como cambio por Damián Álvarez. “También conozco la posición, ya sea por derecha, por izquierda, por el centro, así que no tengo ningún problema en jugar cualquiera de esas posiciones… de todo se aprende y lo tomo de la mejor manera, sé que es para mejorar, eso es sin duda, la competencia te obliga a eso, a tratar de mejorar día a día, de no bajar los brazos, es una buena oportunidad para retomar el nivel”, dijo. Para concluir, Elías reconoció que a Tigres sí le hacían falta refuerzos de buena calidad como los que llegaron: Emanuel Villa, Danilinho, Francisco Torres y Hugo Rodríguez. “Le vino muy bien los refuerzos, jugadores de mucha calidad y mucha capacidad, le hacían falta al equipo. Villa es un jugador punta fijo, que aguanta bien la pelota, tiene buen remate de cabeza; Gringo distribuye bien la pelota, sale con ella, es inteligente; está Danilo que es un jugador rápido, defensivamente ayuda bastante”, finalizó.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×