Estamos realizando ajustes en nuestros servidores para ofrecerte una mejor experiencia.
 

Recibe nuestro newsletter
 

No soy agrandado, sigo siendo humilde: Javier Cortés

El atacante universitario desea revertir los abucheos. (Video: Andrés Echevarría)

Jonathan Collazo | MEDIOTIEMPO
Ciudad de México, viernes 25 de Enero del 2013

  • El jugador universitario reconoció que le ha costado trabajo salir del bache futbolístico
  • Admitió que ahora es un jugador más maduro, tanto dentro como fuera de la cancha
  • Cortés aseguró que se ve representando a México en el Mundial de Brasil 2014
En un año y medio, Javier Cortés, mediocampista de los Pumas de la UNAM, pasó del lado luminoso del éxito, de los campeonatos y de los halagos, al lado oscuro de los malos resultados, de las rechiflas y los abucheos.
 
El canterano universitario vivió 18 meses de contrastes. Desde levantar un título de Liga y colgarse la Medalla de Oro con el Tri en los Juegos Olímpicos de Londres 2012, hasta salir entre gritos y reclamos de la afición por su baja de juego en el equipo felino.
 
Algo que no quiere volver a vivir el volante derecho del club auriazul, quien aseguró que poco a poco empieza a recuperar el nivel con el que brilló en el Apertura 2011, torneo en donde los Pumas, gracias a un gol de su autoría, obtuvieron su séptimo título en el futbol mexicano.
 
"Yo siento que no (se me subió la fama a la cabeza), es algo que lo agradezco que yo no soy así, siempre he sido humilde como cuando empecé"
“La verdad que fue muy feo, realmente es algo que no quiero volver a pasar, se me hizo muy difícil por ese bache que tuve, pero sé que si trabajo al 100 por ciento, me meto en el trabajo únicamente, el cuidarse, el comer bien, el descansar es lo que nos da dentro de la cancha”, expresó.
 
Javier está consciente de que todavía le falta para alcanzar su mejor versión futbolística, la cual perdió debido a que decayó la confianza en su juego y no porque la fama se le haya subido a la cabeza. Afirmó que él sigue siendo el mismo jugador “humilde” que se entrega al “máximo” en cada entrenamiento y en cada partido.
 
“Yo siento que no (se me subió la fama a la cabeza), es algo que lo agradezco que yo no soy así, siempre he sido humilde como cuando empecé, me siento parte del equipo pero sigo trabajando al máximo. Uno nunca sabe lo que pueda pasar por eso siempre hay que estar al 100 por ciento.
 
“El cambio en actitud era por la falta de confianza y no por no querer hacer las cosas o por estar muy agrandado, realmente fue eso que me faltaba la confianza que ahorita ya he empezado a recuperar”, mencionó Javier en entrevista con Medio Tiempo.
 
Lo que sí reconoció Cortés es que, a comparación de anteriores temporadas, ahora es un futbolista más maduro tanto dentro como fuera de la cancha, lo cual le ha ayudado a retomar confianza  y con ella, “poco a poco”, ir incrementando su nivel futbolístico.
 
“Vas aprendiendo de todo, igual los compañeros les pides consejos dentro y fuera de la cancha, yo me siento un poquito más maduro, más tranquilo, antes sí estaba más acelerado y empiezas a manejar mejor las cosas.
 
“Me siento un poco más tranquilo, con más confianza, van saliendo las cosas poco a poco sin desesperarme, no hay que ir tan de prisa porque uno ya quiere estar al nivel que había mostrado pero esto es paso a paso”.
 
Y es que Cortés sabe que este año será fundamental en sus aspiraciones para ser convocado a la Selección Mayor y pensar en representar a México en el Mundial de Brasil 2014, torneo del que dijo no se siente tan alejado, al contrario “yo me siento muy cerca. Sé que está en mí si quiero estar o no quiero estar, el que va a decidir soy yo.
 
“Yo soy el que tiene que darle las armas a ‘Chepo’ (de la Torre), o a quien vaya a estar ahí para que me tomen en cuenta, y el trabajo que yo desempeñe en Pumas  se tiene que ver reflejado para poder tener esa oportunidad”, indicó.
 
Y esa motivación extra a ser llamado por el estratega del Tri, José Manuel de la Torre, tiene a Javier redoblando esfuerzos para llegar a su tope, regresar con los Pumas al protagonismo en el torneo de Liga y volver a vestir la camiseta verde del equipo nacional.
 
“Para mí es una  motivación extra para la cual quiero alzar la mano y tener esa oportunidad en la Selección  que para mí sería lo más padre estar convocado y representar otra vez a mi país y dar la cara otra vez por México”, declaró.

[MEDIOTIEMPO]

Comentarios