Estamos realizando ajustes en nuestros servidores para ofrecerte una mejor experiencia.
 

Recibe nuestro newsletter
 

Blindan entrenamiento Rayado

Los aficionados estuvieron bien vigilados. (Foto: Sahid Hernández Rosete)
Los aficionados estuvieron bien vigilados. (Foto: Sahid Hernández Rosete)

Sahid Hernández Rosete | MEDIOTIEMPO (Corresponsal)
Santiago, Nuevo León, martes 12 de Febrero del 2013

  • Cerca de 15 elementos de seguridad privada resguardaron el entrenamiento albiazul
  • También una patrulla de Fuerza Civil llegó al lugar para dar un rondín de vigilancia

Luego de la derrota en casa de 1-0 contra Chivas del pasado sábado, la Directiva del Monterrey tomó precauciones en caso de que se volvieran a presentar protestas o insultos por parte del grupo de aficionados que la semana anterior acudieron a El Barrial, a externar su inconformidad.

Las instalaciones de entrenamiento de los Rayados lucieron literalmente blindadas con la presencia de cerca de 15 elementos de seguridad privada que cuidaban cada rincón del área en donde se permitió el acceso a los hinchas, además de revisar cuidadosamente a las personas y pertenencias como bolsas de mano o mochilas, para evitar que ingresaran cualquier tipo de objetos prohibidos.

A lo largo y ancho de las gradas que se ubican a un costado de la Cancha 1, sitio en donde se realizó la práctica de La Pandilla, los guardias de la compañía privada que presta sus servicios al club albiazul, se ubicaron estratégicamente a lo largo de la malla, en la reja de acceso, detrás de las porterías y a la entradas de los sanitarios de los cuales pueden hacer uno los aficionados que acuden a ver a su equipo.

Inclusive cuando apenas comenzaba el entrenamiento, una patrulla de Fuerza Civil llegó al lugar y los policías que la tripulaban descendieron de su unidad, para dar un rondín de vigilancia por la zona en donde se encontraban los seguidores del Monterrey y para charlar con algunos de los elementos de la seguridad privada que vigilaba el lugar, pero al percatarse que todo se encontraba en orden, se retiraron a los pocos minutos.

Apenas el pasado miércoles, un grupo de cerca de 15 hinchas llegaron a El Barrial cuando apenas iniciaba el entrenamiento de los Rayados, llevando cartones de huevos y exigiendo a los jugadores, en especial a Walter Ayoví y César Delgado, que mostraran actitud y deseo por sacar adelante al equipo de los resultados irregulares.  









[MEDIOTIEMPO]

Comentarios