Se le acaba el margen de error al 'Chatón'

Desde que comenzó a tener sus primeras apariciones en Primera, Jorge Enríquez ha sido una promesa en el Guadalajara, allá por las épocas en que José Luis Real comandaba los destinos del equipo.
Desde que comenzó a tener sus primeras apariciones en Primera, Jorge Enríquez ha sido una promesa en el Guadalajara, allá por las épocas en que José Luis Real comandaba los destinos del equipo.
 Desde que comenzó a tener sus primeras apariciones en Primera, Jorge Enríquez ha sido una promesa en el Guadalajara, allá por las épocas en que José Luis Real comandaba los destinos del equipo.  (Foto: Notimex)
Guadalajara, Jalisco, México -
  • A pesar de generar una alta expectativa, no logra consolidarse como titular
  • Sabe que se le acaban las oportunidades en Chivas
  • Logró rehabilitarse antes del final del torneo

Desde que comenzó a tener sus primeras apariciones en Primera, Jorge Enríquez ha sido una promesa en el Guadalajara, allá por las épocas en que José Luis Real comandaba los destinos del equipo. Al paso de los años, el “Chatón” destacó, fue a unos Juegos Olímpicos y volvió con la medalla de oro colgada de su cuello… pero no ha podido ser titular en Chivas. Los torneos pasan, y su continuidad se pone en duda simple y sencillamente porque no ha dado el estirón, porque no ha logrado consolidarse con la titularidad. El volante reconoce que es tiempo de dar el “do de pecho” o las oportunidades no volverán. “Es frustrante para mí, se han puesto muchas expectativas sobre mí y no las he cumplido como quisiera; mi esfuerzo siempre está, pero no he logrado esa continuidad que quisiera. Creo que hemos llegado a un punto en el que ya no hay margen de error ni margen de consentimiento para nadie: o damos ese gran paso o se tienen que tomar medidas”, admitió. Sabe que es el momento en que se debe de imponer su jerarquía en el campo, ganarse de una vez por todas el puesto y responder ante la expectativa que se genera en su entorno. “En lo personal creo que estoy en un momento en el que debo marcar esa diferencia, como se ha venido hablando. Esa expectativa la he generado yo mismo, creo que si por algo se ha hablado de mí es porque lo puedo hacer, confío mucho en mí y sé que estando físicamente bien, teniendo total recuperación, lo puedo lograr”, consideró. Enríquez fue uno de los señalados por la dirigencia, cuando Dennis Te Kloese expuso que no premiarían a los jugadores, vendiéndolos al extranjero, a pesar de su mala campaña. “Está claro que hemos quedado a deber mucho, debemos darle a la institución o ser recíprocos porque nos ha dado mucho y tenemos que ser agradecidos, darle a la institución lo que nos pide, estoy consciente que debo hacer mucho mas, hacer un esfuerzo mayor para poder cumplir el sueño que tengo que es ser campeón aquí y luego pensar algo mas”, agregó. Su entrega por el equipo la dejó de manifiesto en su recuperación de la luxación de rodilla: mientras Marco Fabián tardó cuatro semanas en recuperarse de un esguince en un tobillo, el “Chatón” volvió para el cierre del torneo. “Yo tuve una lesión muy aparatosa, la verdad me asusté bastante y también mis compañeros, jamás creí que me fuera a recuperar para este torneo, pero por los médicos y todo lo que me decían que la rodilla podía aguantar trabajos fuertes, que podía pensar en sanar pronto, eso me motivó a querer llegar antes de que terminara el torneo, me enfoque en eso, pero no podía dejar de lado lo que pasaba, me llenaba de impotencia ver a mis compañeros esforzándose y no poder ayudarlos”, concluyó.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×