Presumen tecnología en exámenes antidopaje de la Liga MX

Los dos positivos por dopaje que detectó la CONADE en sus primeros exámenes realizados al futbol mexicano no serían una coincidencia sino resultado de lo novedoso de sus aparatos.
Ciudad de México -
  • Los laboratorios utilizados antes por la FMF pudieron no detectar otros positivos

Los dos positivos por dopaje que detectó la CONADE en sus primeros exámenes realizados al futbol mexicano no serían una coincidencia sino resultado de lo novedoso de sus aparatos. La Federación Mexicana de Futbol comenzó a utilizar hasta este torneo el laboratorio de la CONADE, recientemente certificado por la Agencia Mundial Antidopaje (WADA), ya que antes enviaba las muestras de orina de los futbolistas a laboratorios en Cuba o en Los Angeles, California, éstos también avalados por el mencionado organismo internacional. Sin embargo, el asesor médico de la Federación Mexicana de Futbol, Santiago Echavarría, reconoció que la sensibilidad entre un laboratorio y otro, aun ambos siendo acreditados por la WADA, puede ser distinta según los años de vida de su tecnología. "Sabemos que los laboratorios pueden tener un diferente nivel de sensibilidad, de acuerdo a los equipos que están utilizando", explicó. "Los equipos que se están utilizando hoy en día en la CONADE son equipos nuevos, de alta tecnología, y eso pudiera hacer que tuvieran una mayor sensibilidad cuando estamos hablando de dosis muy pequeñas y que en algunos equipos pudieran salir como negativas y en otras como una cantidad mínima".

"Sabemos que los laboratorios pueden tener un diferente nivel de sensibilidad, de acuerdo a los equipos que están utilizando"

Además, aclaró que en todos los laboratorios se realiza el mismo tipo de estudios. En ese sentido, el titular de la Comisión Disciplinaria, Eugenio Rivas, aclaró que nunca han ocultado dopajes. "Aquí no escondemos nada y no escondemos a nadie, muestra de eso es que estamos dando la cara y tengan por seguro que los casos de dopaje han salido a la luz y han sido sancionados como corresponden", señaló Rivas. La diferente sensibilidad en los equipos podría explicar la razón por la que desde hace mucho tiempo no se conocía de casos positivos por Clembuterol en México, más allá de los de cinco seleccionados en la Copa Oro del 2011, a pesar de que esta sustancia ha prevalecido como contaminante en reses mexicanas desde hace varios años. Rivas explicó que desde el 2004 se realizan en el balompié azteca ocho controles antidopaje por Jornada, cuatro en un partido y cuatro en otro, de manera que a cada equipo le examinan a dos jugadores. Echevarría también mencionó que las autoridades sanitarias del país deberán aportar datos sobre la carne contaminada que prevalece en el mercado del país. "En ese tema tenemos que seguir trabajando constantemente, esta es una situación azarosa y nos llama mucho la atención", agregó el médico, quien dijo que ya han recomendado a los clubes eliminar la carne de la dieta de sus planteles.

No te pierdas