Recibe nuestro newsletter
 

'Tuca' aseguró que los insultos a su persona son coordinados por Santos

Furioso, Ferretti abandonó la cancha. (Foto: Mexsport)
Furioso, Ferretti abandonó la cancha. (Foto: Mexsport)

Alberto Ruiz | MEDIOTIEMPO (Corresponsal)
Estadio TSM, Torreón, Coahuila, México, sábado 17 de Agosto del 2013

  • Ferretti afirmó que sus agresores son coordinados por el club
  • Dijo haber platicado Irarragorri

Un molesto Ricardo Ferretti lanzó acusaciones a la dirigencia de Santos Laguna de estar coordinada con un sector de aficionados que, de acuerdo a las declaraciones del entrenador de Tigres, se ubican detrás de su banca con el único objetivo de impedir su trabajo y de agredirlo verbal y físicamente.

“Ese problema no es de ahorita, he venido tres veces a este estadio y también ocurría en el otro, ya he comentado al Presidente Alejandro Irarragorri, con quien tengo una buena amistad. El hecho es que estas personas saben que ahí atrás no hay seguridad cuando en todo lo demás del estadio hay gente de seguridad.

"Saben perfectamente que atrás de las bancas no lo hay y tengo conocimiento porque una de estas personas platicó con un amigo mío en Monterrey, diciendo que están ahí para no dejar que el entrenador dé instrucciones y hostigarlo al máximo, aventándole cosas por la espalda, son unos cobardes porque no tiene suficiente para aventarlo de frente y ésta gente está puesta por la Directiva.

"Yo se lo dije a Alejandro (Irarragorri) hace tiempo, que pusiera gente de seguridad en esa parte porque nosotros tenemos  que hacer trabajo y debemos tener un respeto que no tenemos”, declaró al finalizar el juego en que perdió por 3 a 0.

El “Tuca” salió expulsado luego de intercambiar insultos con aficionados santistas, a quienes calificó de cobardes y “cagones”, por no tener el valor de hacerlo de frente.

“A lo mejor me castigaran, ¿pero a los cobardes quién? Todos pueden aventarme refresco, orines, son unos ‘cagones’ y cobardes. No temo a nadie ni a la muerte temo, tanto tú como yo tenemos la vida prestada, pero no voy a permitir que me vayan a agredir, y mi dignidad no dejare de protegerla siempre.

“De la tribuna a la banca son menos de tres metros y es muy riesgoso. Uno busca mantener una estabilidad pero hoy no la tuve, mal hecho de mi parte pero también tanto buscan que lo logran. Ojalá que para los próximos entrenadores que vengan hagan algo porque esa gente está coordinada con la Directiva y no se vale. Nosotros respetamos a los entrenadores cuando van a nuestro estadio y no quiero que se vuelva una situación de estar cobrando uno al otro”.

Afirmó que la Directiva lagunera le comentó en el pasado que tomaría cartas en el asunto, sin embargo no dio resultados.

“Que iba a tomar providencia en el asunto pero parece que no le resultó. Parece que la gente de más abajo está haciendo cosas que no les corresponde. En primer lugar tendrían que poner seguridad en esa zona”, finalizó.

[MEDIOTIEMPO]

Comentarios