Hubo empate insípido en el Hidalgo

Enrique Meza y José Luis Trejo fumaron la pipa de la paz y en su regreso al Estadio Hidalgo firmaron un empate a cero, en lo que fue su presentación como entrenadores de Pachuca y Pumas...
Estadio Hidalgo, Pachuca, Hidalgo -
  • Los felinos llegaron a cinco unidades y siguen sin conocer la victoria en el Apertura 2013
  • En tanto los de la Bella Airosa llegaron a siete fechas sin ganar

Enrique Meza y José Luis Trejo fumaron la pipa de la paz y en su regreso al Estadio Hidalgo firmaron un empate a cero, en lo que fue su presentación como entrenadores de Pachuca y Pumas respectivamente. Un punto para cada equipo que no les supo a mucho, luego de la crisis de resultados que atraviesan y que los mantiene sin conseguir una victoria.  A los hidalguenses desde la fecha tres y a los universitarios que aún no la conocen en el actual torneo. El regreso de Enrique Meza a la Bella Airosa pudo ser triunfal como su última etapa con los Tuzos, sin embargo Fernando Cavenaghi salió poco certero y echó a perder las tres oportunidades más claras que tuvieron los locales en los 90 minutos del partido El primer tiempo fue totalmente dominado por el cuadro hidalguense, que apenas al minuto tres ya había generado dos llegadas que no pudo culminar el "Toro". Una por hacer un mal contacto, otra que le sacó Fernando Espinosa en la línea de gol y una más que reventó en el travesaño. Los universitarios llegaron poco al marco de Óscar Pérez. Le dieron prioridad al orden en la defensa y se olvidaron por lapsos largos de atacar. Cuando lo hicieron mostraron poca inteligencia y poca creatividad. Los intentos no pasaban más allá de tres cuartos de cancha. Avanzaba el partido. Pumas no encontraba la forma de hacer daño y los Tuzos seguían acosando la portería de Alejandro Palacios, que salió con la suerte de su lado en la segunda parte. El último cuarto de hora los felinos intentaron despertar. Luis García entró a la cancha por Martín Bravo y el equipo de José Luis Trejo, si bien no dejó de defenderse, sí empezó a mostrar destellos de peligro al frente, mientras que los Tuzos comenzaron a desaparecer del terreno de juego. Los cambios que mandó el "Ojitos" a la cancha no le funcionaron, por el contrario los de Trejo le cambiaron la cara al equipo y terminó jugando mejor, encima de la portería local y con más idea de la que había mostrado en los ocho partidos anteriores. Al final un punto para cada y quien en un partido plagado de errores y desaciertos de ambos lados.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×