Tigres desesperado por ganar: Pulido

Tigres no gana en casa desde hace más de dos meses, cuando venció a Rayados en la Jornada 5. A partir de ese triunfo, los felinos han empatado en tres ocasiones y perdido en una, mientras que...
Tigres no gana en casa desde hace más de dos meses, cuando venció a Rayados en la Jornada 5. A partir de ese triunfo, los felinos han empatado en tres ocasiones y perdido en una, mientras que durante el torneo, apenas suman tres victorias.
 Tigres no gana en casa desde hace más de dos meses, cuando venció a Rayados en la Jornada 5. A partir de ese triunfo, los felinos han empatado en tres ocasiones y perdido en una, mientras que durante el torneo, apenas suman tres victorias.  (Foto: Notimex, )
Monterrey, Nuevo León, México -
  • Los felinos no ganan en casa desde que vencieron al Monterrey en la Jornada 5
  • A los universitarios le restan cinco juegos por disputar

Tigres no gana en casa desde hace más de dos meses, cuando venció a Rayados en la Jornada 5. A partir de ese triunfo, los felinos han empatado en tres ocasiones y perdido en una, mientras que durante el torneo, apenas suman tres victorias.   De esta forma, el equipo felino está fuera de la zona de calificación hasta el momento. Situación que Pulido analiza y ve a sus compañeros motivados por ganar los cinco encuentros que le restan por disputar, pero a la vez es sincero y reconoce que ya existe desesperación.   “Lo veo motivado, quedan partidos importantes y hay que ganar, convencidos de que nos jugamos todo y hay que salir por el triunfo… cada partido lo veremos a ganar o morir, no podemos pensar en un empate.   “El equipo ha tenido tropiezos, pero somos jugadores profesionales y sabemos aguantar la presión, más que ya tiempo atrás salimos del descenso, era una presión distinta, ahora la presión es de calificar a la Liguilla y la podemos solventar bien, al equipo lo veo no tranquilo, un poco sí desesperado, una desesperación de querer ya ganar, de querer un triunfo, eso es bueno”, dijo el delantero canterano.   Pulido subrayó que no importa el marcador con el que ganen, pues aunque en el papel su siguiente rival, Atlante, luzca fácil, no se tienen que obsesionar con golear.   “No esperamos a un Atlante relajado ni desmotivado, esperamos un Atlante que va a ir al ataque, que va a querer ganar… ahorita tenemos que ganar, 1-0, 2-0, una goleada… el equipo está con un compromiso y una gran lealtad de que tenemos que sacar esto adelante”, indicó.   Pese a todo, este jugador está convencido de que la confianza Tigres no la ha perdido, por lo que mantiene la esperanza de revertir el mal momento, los 14 puntos que hoy los tienen lejos de la Liguilla. “La gente siempre va a hablar, siempre va a criticar, más cuando no se están dando las cosas, pero uno no puede perder la confianza en sí mismo”, finalizó.