Michel reconoció el peor torneo defensivo de Chivas

Los números hablan por sí solos: en 13 partidos, Guadalajara ha recibido 25 goles, y solamente en dos partidos el arquero rojiblanco Luis Ernesto Michel logró bajar la cortina y no recibir gol en...
Guadalajara, Jalisco, México -
  • Chivas ha recibido 25 goles en 13 partidos
  • “Es el peor torneo defensivamente, no tengo palabras”
  • Ante tal panorama, no teme salir de Chivas

Los números hablan por sí solos: en 13 partidos, Guadalajara ha recibido 25 goles, y solamente en dos partidos el arquero rojiblanco Luis Ernesto Michel logró bajar la cortina y no recibir gol en contra. Más allá de los casi dos goles que Chivas recibe en promedio por cada partido disputado, el “1” del Rebaño señaló que es demasiado tener que cargar con esa cifra, y reconoció el pésimo momento defensivo del Guadalajara, que ha permeado en el último lugar de la tabla general. “Ha sido una constante recibir dos goles por partido, son demasiados de dos a tres. Es el peor torneo defensivamente, no tengo palabras. Quedan cuatro partidos y mi consigna personal es tratar de evitarlos, eso se hará con la ayuda de mis compañeros, acomodar la línea. En esta situación sobran las palabras, porque al final no se consigue el resultado, nos empatan en situaciones donde nosotros cometemos los errores y duele”, indicó.   Asumió la responsabilidad que le corresponde en la línea defensiva, que ha padecido severamente en este certamen. “Yo como responsable, o ser el ultimo ahí en el equipo, soy responsable de todos los goles que hemos recibido en efecto es el torneo que más goles nos han anotado y estoy trabajando para estos cuatro partidos: cerrar la cortina y tratar de no recibir gol, pero es función de todo el equipo, la defensa parte de Aldo, Rafa, de Sabah y termina conmigo, así como la ofensiva inicia conmigo”, agregó. Ante este panorama de adversidad, no se descartan salidas de elementos de peso en el plantel chiva. Cuestionado al respecto, reconoció que no teme a emigrar de la institución si es que la directiva determina negociarlo, y hasta se dio chance a bromear al respecto. “No, realmente miedo a mi muje. Realmente estoy tranquilo con mi trabajo, he hecho cosas buenas, otras no tan buenas pero siempre con la intención de ayudar al equipo, trato de brindarme al máximo”, comentó el arquero. Con respecto a su futuro, el guardameta aceptó que el trabaja fuertemente pero desconoce qué sucederá con él. “Si al final del torneo, la directiva piensa que tengo que salir, adelante. Tengo una comunicación directa con ellos, en donde siempre he sido realista, objetivo y lo que les he pedido a ellos es que siga abierta la comunicación”, concluyó.

No te pierdas