Dante López falla como solución goleadora de Pumas

Ni en su primera etapa ni en la actual, el delantero paraguayo Dante López ha sido la solución goleadora que busca Pumas desde hace tiempo.
Ni en su primera etapa ni en la actual, el delantero paraguayo Dante López ha sido la solución goleadora que busca Pumas desde hace tiempo.
 Ni en su primera etapa ni en la actual, el delantero paraguayo Dante López ha sido la solución goleadora que busca Pumas desde hace tiempo.  (Foto: Notimex)
Ciudad de México -
  • El delantero regresó a Pumas para jugar a partir de este Clausura 2014

En Dante López la Directiva de Pumas confió la responsabilidad de hacer goles. Cuando el delantero llegó a México en 2008 aceptó dicha tarea, pero en los hechos nunca fue solución en el área enemiga. Durante su primera etapa en el equipo del Pedregal, el paraguayo consiguió 26 goles en seis torneos lo que equivale a un tanto cada 361 minutos con los universitarios. Ahora que volvió con el equipo suma 55 minutos y aún no festeja una diana. Nunca figuró entre los artilleros que peleaban los títulos de goleo y sólo el Apertura 2010 fue su mejor torneo con siete tantos conseguidos, dos contra Puebla, uno contra Monterrey, Morelia, Pachuca, Necaxa y uno más contra Cruz Azul en la Liguilla. "Vengo a hacer mi mejor trabajo y como delantero vengo a hacer goles", afirmó aqule 9 de julio de 2008 cuando llegó a la Ciudad de México con el objetivo de integrarse a los universitarios. En su torneo debut, el Apertura 2008, sólo consiguió cuatro goles, ninguno en la Liguilla. Sin embargo, los mejores momentos de Dante López fueron las Liguillas del Clausura 2009 y Clausura 2011 donde contribuyó a los títulos obtenidos por el club. En 2009 anotó seis tantos en temporada regular aunque fue en la Final donde marcó diferencia. Los Pumas disputaron el campeonato ante los Tuzos dirigidos por Enrique Meza y en el partido de ida en el Estadio Olímpico Universitario, López apareció y con un remate cruzado anotó el 1-0 que le dio la ventaja a Pumas en la Final. En el juego de regreso anotó uno de los goles que ayudaron a Pumas a conseguir el empate 2-2 en el Estadio Hidalgo, suficiente para coronarse en la Primera División. Martín Bravo vivió una situación similar a la de Dante López pues desde que llegó a Pumas ha conseguido 41 goles en 183 partidos, es decir cada cuatro partidos anota un tanto. El argentino ha sido el único refuerzo de Pumas que llegó en 2008 y que se ha mantenido hasta el Clausura 2014; junto con Darío Verón son de los extranjeros actuales que no han salido del club. Bravo inició este torneo Clausura 2014 con dos goles. Al igual que su compañero en la ofensiva nunca fue un referente goleador y su mejor torneo fue el Clausura 2009 con siete tantos anotados en los 21 juegos diputados. Ambos atacantes llegaron en sustitución de una delantera conformada por Rubens Sambueza, Ignacio Scocco y Esteban Solari, quien en su última campaña con el plantel felino dejó la cuota de 10 tantos conseguidos en 17 partidos. Desde entonces ningún otro jugador universitario ha alcanzado dicha cuota goleadora.

No te pierdas