Las Águilas resurgieron ante un desfondado Guerrero

Las aspiraciones de América parecían esfumarse hasta que Raúl Jiménez se volvió a asociar con el gol. El delantero azulcrema marcó un 'Hat-Trick' para colaborar con el triunfo de las Águilas 5-3...
Estadio Azteca, ante una regular entrada -
  • El árbitro Jorge Isaac Rojas anuló, de forma errónea, un gol a Santos
  • Santos debe ganar por dos goles para avanzar a las Semifinales
  • Las Águilas rompieron con una racha de seis encuentros sin ganar como locales

Las aspiraciones de América parecían esfumarse hasta que Raúl Jiménez se volvió a asociar con el gol. El delantero azulcrema marcó un "Hat-Trick" para colaborar con el triunfo a las Águilas 5-3 sobre Santos después de que los laguneros ganaban 1-3 y tenían la serie en sus manos. Dos con la cabeza y uno más de "taquito" fueron las formas como el canterano azulcrema levantó a su equipo de la lona y de paso le dio una cucharada de su propia medicina a un Santos que se desfondó en los últimos 10 minutos. El derrumbe lagunero se hizo más evidente con el error de Oswaldo Sánchez que no pudo sacar un disparo de Sambueza, que parecía de trámite en tiempo de compensación, y que hace más complicado el regreso de los laguneros en la serie. La gran intensidad con la que jugó América los primeros minutos pronto le rindió frutos, aunque en gran parte por uno de los puntos que Caixinha había resaltado que su equipo debía cuidar y que terminó por ser su debacle, los errores individuales. Ribaír Rodríguez se metió en zona defensiva, pero se durmió y permitió que Rey le robara una pelota que lo puso mano a mano con Oswaldo Sánchez, quien realizó una gran atajada al disparo del colombiano, pero después no pudo contener el contrarremate de Martínez para el 1-0 de las Águilas. En el ecuador del partido, los dirigidos por Caixinha comenzaron a hilvanar jugadas, a salir de su media cancha y a generar peligro. La insistencia santista rindió frutos en la pelota parada. Juan Pablo Rodríguez cobró una falta y metió una pelota frontal que sorprendió a la defensa de Mohamed, Layún se quedó colgado y habilitó a Rodolfo Salinas, quien sólo desvió la pelota para empatar el marcador. El embate lagunero siguió y se aprovechó de un error de Paul Aguilar, quien quiso salir de su área con un sombrerito a Salinas, el balón pegó en la cabeza del volante y quedó servido para el gol de Quintero, pero el árbitro Jorge Isaac Rojas aprecio mal la jugada e invalidó el tanto por mano inexistente del jugador de Santos. Y mientras América "llegó" hasta después de 15 minutos del segundo tiempo, Santos apareció como relámpago y primero Escoboza exhibió al "Maza" en una carrera que le entregó a Quintero para el 2-1, pero la embestida no terminó ahí pues Ribaír Rodríguez apareció sólo tras un tiro libre y cabeceó para techar a Muñoz y ampliar a dos la ventaja. Mohamed no aguantó a Layún y mandó a la cancha al "Quik". Mendoza pronto rindió frutos y pasados los 60 minutos fue quien asistió el gran salto de Raúl Jiménez para acortar distancias y volver a meter a las Águilas en la eliminatoria. La intensidad era tal que el "Negro" Medina tuvo que pegarle un par de gritos a un Sambueza que comenzaba a discutir con el árbitro, olvidando los recientes antecedentes que el naturalizado tiene con los silbantes.   sin embargo, fue el abucheado "Maza" Rodríguez el que se fue expulsado después de tomarse los genitales y festejar de esa forma hacia la tribuna, el quinto gol del América, situación que fue vista y sancionada por los árbitros. América regresó como en sus mejores tiempos, su mejor versión tardo 17 partidos y medio en aparecer, pero lo hizo en el momento justo y ahora deberá ir a Torreón a sentencia una serie en la que Santos debe ganar por dos goles para retomar un pase que parecía muy tranquilo y que se volvió una pesadilla.

No te pierdas