Brilló Hugo González en Copa de desencanto

La versión fantasmagórica del Atlético de Madrid visitó al plantel 'B' de las Águilas y el partido disputado a ritmo de interescuadras, pomposamente llamado Copa Euroamericana, sólo derivó en un...
Estadio Azteca, ante aproximadamente 55 mil... -
  • El juego se definió en penales luego de un empate sin goles en tiempo regular
  • Ambos planteles estuvieron lejos de ser los estelares

La versión fantasmagórica del Atlético de Madrid visitó al plantel "B" de las Águilas y el partido disputado a ritmo de interescuadras, pomposamente llamado Copa Euroamericana, sólo derivó en un triunfo del América en penales por 3-2 luego de un 0-0 en tiempo regular con sus respectivos abucheos. La advertencia había sido engañosa. Los equipos jugarían con los mejores planteles... pero como si aclararan en letras chiquitas: los mejores disponibles al momento. Así fue presentado hace un par de semanas el encuentro y las alineaciones esta tarde confirmaron el truco. Antonio Mohamed, entrenador azulcrema, no consideró disponible a gran parte de su plantel estelar para reservarlo de cara al juego del sábado contra el Puebla y por ello hoy figuraron nombres como los de Gil Burón, Erik Pimentel y Hugo González. Sólo tres frecuentes titulares (Juan Carlos Valenzuela, Osvaldo Martínez y Luis Gabriel Rey) recibieron al Atleti, también con pocas figuras porque Mario Mandzukic, Antoine Griezmann y Diego Godín ni siquiera hicieron el viaje a la gira americana. Incluso la banca azulcrema también estuvo plagada de jóvenes canteranos. Ni siquiera ahí fueron Oribe Peralta o Rubens Sambueza y por ello lo que ambos cuadros parecían disputar lucía irrelevante. Poco futbol, mucho tanteo y sólo un par de intentos en el primer tiempo: un remate de Raúl Jiménez que desvió espectacular el portero Miguel Moyá, así como un cabezazo de Raúl García que puso nervioso al arquero de enfrente. El inmueble lució más de media entrada, ante la que el campeón de la Liga y subcampeón de Champions sólo dejó algunas maniobras geniales de Arda Turan y la constancia de que Koke es omnipresente. También sufrió porque las Águilas fueron más insistentes y estuvieron cerca con un tiro libre de Osmar Mares y un cabezazo de Martín Zúñiga, aunque al 80’ Baptistao tuvo un mano a mano que con las uñas resolvió de gran manera el arquero americanista. Los jaloneos y gresca que casi arma Juanfran en sus reclamos por un codazo a Zúñiga al 89’ significaron los pocos momentos en que el público se exaltó, aunque al final los penales aminoraron el desencanto con los únicos momentos de júbilo. Ahí, el América ganó porque Hugo González no sólo marcó el gol definitivo sino que le paró disparos a Guillerme Madalena y Koke, además de que Mario Suárez voló su tiro. Por las Áquilas además acertaron Jiménez y Zúñiga, antes de los yerros de Moisés Velasco y Gil Burón, que resultaron intrascendentes pues el América alzó la Copa que servía de pretexto.

No te pierdas