Rubens Sambueza, motivado por volver

A su llegada a Guadalajara para el duelo de este sábado ante la UdeG, el volante del América, Rubens Sambueza, reconoció tener la motivación a tope.
A su llegada a Guadalajara para el duelo de este sábado ante la UdeG, el volante del América, Rubens Sambueza, reconoció tener la motivación a tope.
 A su llegada a Guadalajara para el duelo de este sábado ante la UdeG, el volante del América, Rubens Sambueza, reconoció tener la motivación a tope.  (Foto: )
Guadalajara, Jalisco -
  • El volante estuvo ausente en los últimos dos encuentros

A su llegada a Guadalajara para el duelo de este sábado ante la UdeG, el volante del América, Rubens Sambueza, reconoció tener la motivación a tope, luego de estar ausente en los últimos dos encuentros de su equipo, al sufrir una lesión que lo alejó del once titular.

"Contento por volver a estar dentro del plantel y haberme recuperado de la lesión, esperemos hacer un buen partido para volver a la senda del triunfo y seguir primeros en la tabla general", dijo el argentino.

Admitió sentir una gran ilusión de mostrarse ante la afición americanista en Guadalajara, que se entregó al equipo a su llegada a la ciudad, y para lo cual fue necesario desplegar un operativo especial.

"Uno siempre tiene la responsabilidad de entregarse y jugar bien, creo que me he perdí de dos partidos importantes y esperemos no perdernos más, vengo con mucha ilusión al igual que todos mis compañeros y buscando el gol que nos ha faltado en estos partidos", indicó.

Sobre el rival que enfrentarán este sábado, Sambueza mencionó que lo ideal sería que mostraran las mismas carencias que UdeG presentó ante Chivas el domingo pasado, pero sabe que es complicado que se repita.

"Ojalá, pero va a ser muy difícil porque cuando uno pierde, en la semana corrige errores y al siguiente fin de semana tratas de jugar mejor. Habrá espacios porque también son un equipo que ataca y esperemos ganar para llevarnos los tres puntos a casa", concluyó.

América llegó a Guadalajara en medio de un dispositivo para proteger y mantenerlos aislados de la afición, conformado por cerca de 20 elementos de seguridad privada. No salieron por la zona de llegadas nacionales en el aeropuerto tapatío, además de que el hotel donde se hospedaron, ingresaron por una puerta lateral, exclusiva para empleados, esquivando a casi un centenar de fanáticos que se acercaron.

No te pierdas