Oribe agradeció tener a Matosas como DT

Después de tener un primer torneo con América en el que la constancia no estuvo de su lado, Oribe Peralta ya piensa en lo que será el Clausura 2015 con las Águilas y con apenas unos días de...
Ciudad de México -
  • El delantero mexicano quiere superar la marca de los 10 goles
  • Darwin Quintero se dijo contento por el recibimiento que ha tenido en América

Después de tener un primer torneo con América en el que la constancia no estuvo de su lado, Oribe Peralta ya piensa en lo que será el Clausura 2015 con las Águilas y con apenas unos días de trabajo bajo el mando de Gustavo Matosas, ya agradece la llegada del DT uruguayo al banquillo azulcrema.

Fueron nueve goles los que el delantero marcó incluyendo la Liguilla, quedándose a uno de la marca de 10 tantos que se colocó al llegar a Coapa. Sin embargo, Peralta desea pasar ese número sin dejar de lado que lo colectivo es más importante.

"Siempre (agradece tener un DT como Matosas), como centro delantero quieres tener ese tipo de entrenadores que te genera opciones de gol, pero en este equipo no importa quién haga los goles si hacemos la mayor cantidad. Para mi cada torneo es ir superando un reto, este año quiero ser mejor y otra vez campeón.

"Siempre he dicho que me interesa ganar más títulos en lo colectivo que un campeonato de goleo, es un trabajo de equipo y quería ganar la mayor cantidad de títulos. El equipo va agarrando muy bien la idea del profe, espero poder ver su mano desde el primer partido y vamos a ir mejorando conforme pasen los partidos", dijo.

Oribe aceptó que desde el seno del plantel sienten un América aún con mayor potencial que el del torneo anterior cuando levantaron la Copa, y sobre la dupla que podría volver a conformar con Darwin, se dijo contento, pero no como los salvadores absolutos.

"Desde dentro sí (se sienten más fuertes), pero tenemos que demostrarlo con el pasar de los partidos, del torneo y hay que reafirmarlo con el pasar del campeonato.

"Esto no es de dos jugadores o de uno solo, es de un trabajo de 11, el ataque inicia con Moi y termina conmigo, o con Martin o Darwin, es trabajo de todos. Es muy diferente porque no trabajamos solo él y yo, si fuera así jugaríamos tenis en dobles pero estamos con un grupo de trabajo en el que todos queremos lo mismo", apuntó el delantero.

ADAPTACIÓN A LA ALTURA, LO MÁS COMPLICADO: DARWIN

Por su parte, Darwin Quintero se dijo contento de los primeros días de trabajo que ya tuvo con el resto del plantel azulcrema, aunque aceptó que lo más complicado ha sido llegar a la altura de la Ciudad de México, tras varios años jugando a nivel del mar en la Laguna.

"Estoy muy contento por el recibimiento, la adaptación va por buen camino; a pesar de que ya estaba en México venir y cambiar a la altura cuesta un poco pero poco a poco vamos agarrando el ritmo de los compañeros, muy contento por eso.

"Pensé que iba a ser más duro, hasta ahora todo va bien, todo mundo me trata bien, eso hace más fácil tu adaptación, tengo el futbol, tengo el potencial para jugar a un buen nivel, voy a ir paso a paso para hacer las cosas de la mejor manera", concluyó.

No te pierdas