Sin altos decibeles, América venció a Tigres

Lejos de la intensidad y el vértigo que América llegó a tener contra León y Puebla, las Águilas Gustavo Matosas vencieron 1-0 a un Tigres que tampoco opuso mucha resistencia y que por momento...
Estadio Azteca, Ciudad de México -
  • Tigres sumó su cuarto descalabro en cuatro partidos disputados del Clausura 2015
  • Darío Benedetto marcó su primer gol en partido oficial con América

Lejos de la intensidad y el vértigo que América llegó a tener contra León y Puebla, las Águilas Gustavo Matosas vencieron 1-0 a un Tigres que tampoco opuso mucha resistencia y que por momento volvió el partido ríspido y sin grandes emociones.

Hoy los "decibeles" estuvieron bajos en un cuadro azulcrema que generó al menos cuatro opciones claras de gol, pero sólo pudo convertir una, destacando un movimiento táctico del estratega charrúa que continúa en esa adaptación de su estilo a los jugadores que tiene disponibles, pues en la parte final del duelo estuvieron cerca de llevarse una amargura.

De Tigres muy poco que decir. Si existen los ciclos pareciera que el equipo de Ricardo Ferretti está muy desgastado y al final de un tramo largo en cuanto a desgaste y ocupa de un revulsivo que al menos le ponga intensidad a un equipo frío y sin alma

América parecía no haber aprendió la lección, sobre todo Oribe Peralta cuando se postro solo frente a Nahuel Guzmán y sin presión echó la pelota a un costado del marco visitante cuando apenas pasaban los 5 minutos.

El cambio táctico de Matosas al sentar a Arroyo y poner a Osvaldo Martínez comenzó a surtir efecto con el sacrificio del paraguayo e incluso con la pegada de media distancia con la que intentó sorprender para liberar a un Rubens Sambueza que volvió a su posición natural por la banda izquierda.

Fue al minuto 20 cuando Darwin Quintero metió un gran trazo por derecha para la llegada a segundo poste de Benedetto, quien aprovechó que Oribe jaló la marca para rematar a contrapie del portero Guzmán y de esa forma terminar con más de 200 minutos sin gol.

Sin embargo, Matosas debe tener en cuenta que la contundencia aún es un tema a trabajar, pues el propio Benedetto tuvo una muy clara antes del medio tiempo y Quintero tuvo un mano a mano con el arquero visitante que no terminó en gol gracias a la gran atajada del argentino.

El aparato defensivo que se presumía como la mejor característica del "Tuca" Ferretti hoy comienza a verse endeble y a la ofensiva su escuadra no presenta argumento alguno salvo los chispazos de un solitario Joffre Guerrón, quien tuvo las más cercanas para empatar.

Incluso el delantero ecuatoriano estuvo frente a Muñoz en tiempo de compensación pero el arquero del América tapó de gran forma para rescatar el triunfo de su equipo. Así Tigres murió de nada y la soga cada vez se aprieta más.

 

No te pierdas