Siboldi se ve reflejado en Marchesín

Robert Dante Siboldi ve en el portero argentino de Santos, Agustín Marchesín, un poco de aquel joven arquero uruguayo que llegó a jugar para el Atlas en 1989.
Robert Dante Siboldi ve en el portero argentino de Santos, Agustín Marchesín, un poco de aquel joven arquero uruguayo que llegó a jugar para el Atlas en 1989.
 Robert Dante Siboldi ve en el portero argentino de Santos, Agustín Marchesín, un poco de aquel joven arquero uruguayo que llegó a jugar para el Atlas en 1989.  (Foto: Notimex)
Torreón, Coahuila -
  • Siboldi considera que "Marche" llegó con más experiencia a México que él

Robert Dante Siboldi ve en el portero argentino de Santos, Agustín Marchesín, un poco de aquel joven arquero uruguayo que llegó a jugar para el Atlas en 1989, y que con el paso del tiempo se consolidó como uno de los grandes guardametas en la historia del fútbol mexicano.

Sí, el hoy Director de Fuerzas Básicas de los laguneros, se ve reflejado en Marchesín, aunque considera que el argentino lleva la ventaja, puesto que arribó a México ya con un largo millaje a pesar de su corta edad, a diferencia de cuando él comenzó su camino con los rojinegros.

“A veces se repiten las experiencias o las vivencias, la diferencia es que él ya había jugado torneos importantes en Argentina y en Libertadores, llega con más experiencia que yo cuando llegué al Atlas, pero somos similares”, comentó el charrúa.

"Marche" apenas vivió su primer torneo en la Liga MX, mientras que Siboldi jugó en México para Atlas (1989-1992), Cruz Azul (1993-1994), Puebla (1994-1995) y Tigres (1995-1999); con la Selección de Uruguay participó en par de torneos de Copa América: Ecuador 1993 y Bolivia 1997.

Siboldi destacó el impacto inmediato del meta lagunero y de cómo soportó la presión que significaba ocupar el puesto que fue de Oswaldo Sánchez por espacio de ocho años.

“Venir a ocupar un puesto específico en un equipo como es la portería en Santos, donde estaba antes un referente como era Oswaldo Sánchez, una figura, capitán e ídolo es muy difícil; sin embargo, tuvo la capacidad y la entereza como para soportar esa presión. La gente no va a olvidar a Oswaldo ni mucho menos, es simplemente que se está generando un nuevo ídolo”.

“Es un muy buen muchacho, gran persona y con un gran futuro y ni hablar de las cualidades que están a la vista de todos nosotros. Lo más importante en él es que es un muchacho que quiere triunfar, que quiere hacer carrera en el fútbol mexicano y en el Club Santos, además ha sido muy bien recibido por la afición y por todos sus compañeros”, indicó.

Siboldi considera que Marchesín puede terminar jugando en el Viejo Continente, aunque para eso necesita de consolidarse en el balompié mexicano.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×