Fan americanista, ex del Walter Ferretti

Su ilusión era jugar fútbol y su pasión era azulcrema. Claudio Santiago Tovar es un exfutbolista mexicano que conoce de cerca al Walter Ferretti
Su ilusión era jugar fútbol y su pasión era azulcrema. Claudio Santiago Tovar es un exfutbolista mexicano que conoce de cerca al Walter Ferretti
 Su ilusión era jugar fútbol y su pasión era azulcrema. Claudio Santiago Tovar es un exfutbolista mexicano que conoce de cerca al Walter Ferretti
Ciudad de México -
  • Walter Ferretti le quedó a deber 5 meses de sueldo al ex jugador mexicano
  • Vivió como un militar más pues el Walter Ferretti pertenece a la policía de Nicaragua

Su ilusión era jugar fútbol y su pasión era azulcrema. Claudio Santiago Tovar es un exfutbolista mexicano que conoce de cerca al Walter Ferretti, enemigo que este miércoles tendrá el América en la Concachampions.

Fue en el 2005, Claudio jugaba en la Segunda División en Hermosillo cuando un visor hondureño lo recomendó para reforzar al Real España de Honduras. De ahí saltó a Nicaragua.

“Yo estaba en Hermosillo en una Segunda División jugando, y había un señor que era hondureño y me llevó al Real España, llegué a Honduras, jugué una temporada, pero hubo algunos problemillas.

“Hicieron un intercambio con Nicaragua y me enviaron para allá, llegué al América y ahí metí tres goles para llegar a la Final y entonces me compró el Walter Ferretti”, contó a Mediotiempo.

Su paso por el que hoy es el rival de las Águilas tuvo poco para recordar, pues la falta de pago de su sueldo provocó que tuviera que ir a la embajada de México en Nicaragua para que le ayudaran a volver a Hermosillo, pues ya no contaba con recursos pese a jugar 6 meses.

“Solo estuve una temporada porque no pagaban, a mí solo me pagaron el primer mes que fueron como 40 mil pesos y los cinco meses siguientes ya nada, nada de nada. Me fui a la embajada de México para que me ayudaran porque ya no tenía cómo venirme a México, pero al final de cuentas no me pagaron nada y tuve que ver cómo hacerle para regresar”, expresó vía telefónica.

La etiqueta de jugador extranjero lo llevaron a ser el mejor pagado con esos 40 mil pesos que relató, pues algunos ni siquiera cobraban un sueldo por jugar.

“A mí me tocó entrenar en un estadio de beisbol, dicen que ya cambió, que hicieron un estadio muy bonito, pero hace 10 años era un fútbol totalmente amateur, no había vestidores, los árbitros no sabían dirigir y nada qué ver con México.

“Yo vivía como un militar más. Vivía en donde estaba el Ejército, me tenían como extranjero ahí, era uno más, comía con los soldados, dormía con ellos en los dormitorios de los soldados nicaragüenses”.

 

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×