Sin miedo a las alturas

El maquillaje en su rostro y el uniforme hecho de dos piezas, una licra negra y una playera de los Tuzos con la rúbrica de Aquivaldo Mosqueda fechada el 9 de septiembre del 2006 y con el número 3...
 El maquillaje en su rostro y el uniforme hecho de dos piezas, una licra negra y una playera de los Tuzos con la rúbrica de Aquivaldo Mosqueda fechada el 9 de septiembre del 2006 y con el número 3 en la espalda.  (Foto: Karina Xicotencatl)
Estadio Hidalgo -
  • Los aficionados cantaron todo el partido

El maquillaje en su rostro y el uniforme hecho de dos piezas, una licra negra y una playera de los Tuzos con la rúbrica de Aquivaldo Mosqueda fechada el 9 de septiembre del 2006 y con el número 3 en la espalda. Del cuello colgaba un silbato negro y sobre la nariz, unos ligeros anteojos que mejoran la vista de cerca y también de lejos. Hilda, integrante de la porra de los Tuzos del Pachuca, por ocasiones grita, aplaude y después, juega a la equilibrista el colocar los pies sobre la alambrada ubicada justo detrás una de las porterías del Estadio Hidalgo. Dicha dama es celosamente vigilada por uno de sus compañeros, quien tarda en decidir si colocar sus manos en los muslos o sobre la cadera de su compañera de labios azules para evitar que toque el suelo de forma precipitada. Antes de comenzar el segundo tiempo de la Semifinal entre Pachuca e Indios de Ciudad Juárez, Hilda se coloca de nuevo en su sitio, levanta las manos y aplaude a los jugadores tuzos al ritmo que salieron del vestidor, segundos después baja de la alambrada para tomar su lugar entre sus compañeros de religión.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×