Patiño estuvo al borde de las lágrimas

David Patiño salió entre aplausos del Estadio Carlos Iturralde, no consiguió el ascenso, pero la entrega y el esfuerzo que mostró con el equipo le valió el reconocimiento de los familiares de sus...
 David Patiño salió entre aplausos del Estadio Carlos Iturralde, no consiguió el ascenso, pero la entrega y el esfuerzo que mostró con el equipo le valió el reconocimiento de los familiares de sus jugadores.  (Foto: Notimex)
Mérida, Yucatán -
  • El estratega de Mérida, no tuvo palabras tras la derrota

David Patiño salió entre aplausos del Estadio Carlos Iturralde, no consiguió el ascenso, pero la entrega y el esfuerzo  que mostró con el equipo le valió el reconocimiento de los familiares de sus jugadores. Sin embargo, apenas tuvo fuerza para saludar a algunas personas y dar un par de autógrafos, pues decidió abandonar el inmueble a toda velocidad. La tristeza lo inundó como pocas veces en su vida. Las palabras se le atoraban en la boca, no tenía forma de sacarlas sin que la garganta estuviera a punto de traicionarlo y las lágrimas le brotaran. “Merecían más los muchachos, merecían ganar; estoy muy orgulloso de este equipo”, declaró entre dientes, tratando de alabar el trabajo de sus jugadores. El clima que esperaban fungiera como un arma a su favor, terminó por pesarles, por ser uno de sus verdugos, los jugadores comenzaron a acalambrarse en el segundo tiempo, las piernas no daban para más. “No tiene sentido hablar de más, faltó un gol nada más, el equipo se entregó y dio todo lo que tenía. “Es evidente que al equipo al final le faltó fondo, pero la entrega del equipo fue total, hicimos un gran torneo, pero nos queda la amargura de nos ascender a Primera División”. Entonces la derrota y su amargura le impidieron seguir hablando, las palabras en estos momentos sobraban para él, pues su sueño se terminó cuando Olsina falló uno de los penales, después del tiempo regular y los tiempos extras. Hoy Patiño no sabe qué será de él, Mérida se encuentra en una gran encrucijada, pues el equipo que tenía en Segunda División y que peleó la Final de Ascenso con Pachuca logró coronarse en tierra ajena y hoy el estado tiene dos cuadros en Primera "A". “Voy a vivir el duelo de este tropiezo, el equipo merecía más y ya pensaré qué voy a hacer”, declaró Patiño; los rumores apuntan a que el equipo que hoy dirige será vendido. Y es que Arturo Millet sólo tiene el 49 por ciento de las acciones y el otro 51 por ciento le pertenece a TV Azteca; por ende le convendría vender su parte y quedarse con el equipo que recién logró el ascenso. El tiempo definirá el destino de los Venados de Yucatán.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×