Resonó el Himno de la UANL en el &#039Volcán&#039

Previo al arranque del encuentro ante Puebla, el club auriazul decidió incluir el Himno de la Universidad Autónoma de Nuevo León en su programa protocolario.
 Previo al arranque del encuentro ante Puebla, el club auriazul decidió incluir el Himno de la Universidad Autónoma de Nuevo León en su programa protocolario.  (Foto: Notimex)
Estadio Olímpico Universitario de Nuevo León -
  • Un gesto de unión con los orígenes de Tigres

Las notas de himno de Tigres este sábado tuvieron compañía en el sonido local del estadio, ya que previo al arranque del encuentro ante Puebla, el club auriazul decidió incluir el Himno de la Universidad Autónoma de Nuevo León en su programa protocolario. Faltaban 10 minutos para las siete de la tarde, cuando en la pantalla gigante aparecieron imágenes de la institución universitaria, mientras el himno auriazul se imponía en decibeles al ruido del lugar. En fechas recientes la relación entre Sinergia Deportiva, filial de Cemex que administra al equipo, vivió momentos de tensión con la casa educativa, propietaria de la franquicia, al grado de ventilares puntos de disgusto por el manejo de la marca Tigres. Pero este sábado las charlas reconciliación parecieron coronarse con el gesto de los organizadores en la cancha del "Volcán", que despertó la ovación de un sector de la tribuna antes del inicio del cotejo. La hinchada felina apareció expectante al nuevo rostro del plantel, que sin embargo careció de conjunción para instalarse con su primera victoria del Torneo de Apertura 2009. El partido no ofreció muchas emociones como para esperar un ambiente mejor entre los cerca de 42 mil seguidores que coparon las gradas del inmueble nicolaíta. Sin embargo, la gente despertó de letargo al minuto 52', cuando Germán Arredondo marcó el pénalti a favor de La Franja, en una mano polémica de González Tahuilán a disparo de Pablo Aja. El gol de Carlos el "Pescadito" Ruiz invitó a la hinchada a impulsar al equipo local, que vio una luz de esperanza al 56' cuando Álvaro Ortiz se hizo expulsar por segunda amarilla al derribar a David Toledo. Pero la auténtica reacción de las gradas llegó al minuto 73, cuando Lucas Lobos marcó el tanto del empate, con un soberbio cobro de tiro libre que sorprendió hasta sus propios compañeros, que esperaban el centro a segundo poste. La remontada no llegó jamás, y el árbitro silbó el final, dejando en el aire el sinsabor de una presentación sin victoria, para que algunos reaccionaran abucheando las acciones en el campo. En general, los hinchas regios vivieron una tarde afortunada con el regreso del futbol, sólo que empañada por el riesgo del descenso, tema que hace menos meritorio el empate ante los poblanos.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×