Sobrecupo en el Morelos

En las Semifinales del futbol mexicano el sobrecupo parece un tema que no puede faltar. En el Estadio Morelos las escaleras y los pasillos lucieron a tope, pues se vendieron más boletos de lo debido.
En las Semifinales del futbol mexicano el sobrecupo parece un tema que no puede faltar. En el Estadio Morelos las escaleras y los pasillos lucieron a tope, pues se vendieron más boletos de lo debido.
 En las Semifinales del futbol mexicano el sobrecupo parece un tema que no puede faltar. En el Estadio Morelos las escaleras y los pasillos lucieron a tope, pues se vendieron más boletos de lo debido.  (Foto: Notimex)
Estadio Morelos -
  • A las afueras del inmueble la reventa no faltó, pues la demanda era grande

En las Semifinales del futbol mexicano el sobrecupo parece un tema que no puede faltar. En el Estadio Morelos las escaleras y los pasillos lucieron a tope, pues se vendieron más boletos de lo debido. El inmueble se fue llenando desde temprana hora, pero conforme el juego comenzó, los lugares que tienen que estar vacíos por seguridad, como los pasillos, comenzaron a llenarse de gente y no es que no encontraran su lugar, pues en la tribuna no había un espacio disponible para sentarse. La situación suena rara en Morelia, pues el estadio desde abril de 2004 tiene ISO 9001:2000 después de que Quality Management Institute, tras una semana de auditoría, concluyó que dicho sistema cumplía con los requisitos establecidos en la norma internacional y otorgó la certificación que avala a Monarcas Morelia como una empresa responsable, seria y con un compromiso definido para brindar la mejor atención a nivel nacional e internacional. Además, en las entradas los accesos son sumamente estrictos y los boletos son severamente revisados para que no sean falsos; de hecho hasta en las afueras del inmueble, personal de la institución anuncia por medio de un megáfono que los boletos adquiridos en reventa suelen ser falsos; sin embargo, los revendedores no faltaron en las inmediaciones del Morelos, de hecho las entradas estaban accesibles en la reventa, pues costaban 200 pesos los que se consiguieron en taquilla en 140. La realidad es que el Morelos albergó más de los 41 mil 56 personas que debería permitir en su tribuna, pues en los pasillos y las escaleras el mar de personas era muy claro, no había espacio para un libre tránsito.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×