El empate se festejó en el Ángel

México no ganó, pero aún así la gente festejó. El empate del Tri en la inauguración del Mundial frente a Sudáfrica fue motivo suficiente para que alrededor de poco más de 2 mil personas se dieran...
 México no ganó, pero aún así la gente festejó. El empate del Tri en la inauguración del Mundial frente a Sudáfrica fue motivo suficiente para que alrededor de poco más de 2 mil personas se dieran cita en el Monumento al Ángel de la Independencia.  (Foto: Notimex)
Ciudad de México -
  • Aproximadamente 2 mil personas se reunieron en el monumento de reforma
  • El ambiente se vivió como si México hubiera triunfado

México no ganó, pero aún así la gente festejó. El empate del Tri en la inauguración del Mundial frente a Sudáfrica fue motivo suficiente para que alrededor de poco más de 2 mil personas se dieran cita en el Monumento al Ángel de la Independencia. Tal vez no fue el resultado esperado, pero la alegría que caracteriza al mexicano se hizo notar gracias a la igualada que el conjunto nacional consiguió ante el anfitrión de la Copa del Mundo y es que al minuto 54 del encuentro, cuando Sudáfrica se fue al frente del marcador, parecía que el resultado se iba de las manos, de ahí que el empate supiera a victoria, pues con el gol de Rafael Márquez, se pudo rescatar por lo menos una unidad. Una gran comunión se podía percibir en los festejos y es que en el festín se observaron diferentes manifestaciones de apoyo hacia la Selección Nacional. “Vamos México” o  estruendosos “olé, olé, olé, olé” eran emitidos por las gargantas de los asistentes quienes no pararon de bailar al ritmo del “Waka Waka”, canción oficial del Mundial, la cual es interpretada por Shakira. Entre las porras, se coló una muy peculiar; “alabio, alabo, alabim bom ba, el poste, el poste, el poste que nos salvó”, siendo ésta la que más llamó la atención, pues efectivamente, el que iba a ser el segundo gol de Sudáfrica, y por ende, la derrota del Tri, pegó milagrosamente en uno de los palos del arco del “Conejo” Pérez. A lo lejos, se alcanzaba a ver cómo es que personas con camisetas verdes se aproximaban al lugar donde se realizaban los festejos, pues aunque México no ganó, la fiesta se realizó, y claro, la gente quería ser partícipe de la fiesta que se realiza cada cuatro años. Afortunadamente el festín se llevó en paz. Los elementos se seguridad siempre estuvieron atentos a cualquier anomalía que pudiera suceder.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×