Ni los calambres detuvieron a 'Chaco'

Christian Giménez observó el reloj en las pantallas del Estadio Azteca cuando sus piernas ya no podían con la carga de trabajo de 75 minutos de juego en la Semifinal de Copa MX ante el América.
CHACO.mov
Estadio Azteca, Ciudad de México -
  • El atacante advirtió que todavía no se gana un título para festejar

Christian Giménez observó el reloj en las pantallas del Estadio Azteca cuando sus piernas ya no podían con la carga de trabajo de 75 minutos de juego en la Semifinal de Copa MX ante el América. Cayó al suelo dos veces para ser atendido por el médico Alfonso Jiménez y cuando el estratega Guillermo Vázquez le preguntó si continuaba en el campo para terminar el duelo (que iba empatado 1-1) y al final patear los penales, la respuesta fue clara. "Miré el reloj y faltaban ocho minutos, en el primer calambre faltaban como quince, en el segundo qué sé yo, quería jugar todo el partido y sabía que podía ser importante teniendo la pelota, por ahí no se pudo tener pero no me quería perder el partido y Memo me bancó (defendió) obviamente", dijo El delantero cobró el quinto penal en la victoria 5-4 de Cruz Azul sobre las Águilas (6-5 global) y aseguró que lo más difícil fue soportar los chiflidos de la gente desde que toma rumbo al área para cobrar el tiro. Incluso el "Chaco" besó el escudo cuando anotó y festejó frente a seguidores americanistas. "He pateado penales pero los nervios que se viven, no patear el penal, sino la caminata desde mitad de la cancha se vive con muchos nervios, 80 mil personas me estaban silbando, detrás mío tenía a mis compañeros, eso me dio la tranquilidad de patear cómo lo patee. "El primer tiempo fue muy bueno, en el segundo tiempo nos quedamos un poco porque América nos arrinconó, cambió un poco el sistema pero fue un partido bien jugado con mucho ritmo y nos tocó a nosotros", recordó. "Chaco" advirtió que aún no ganan nada y aunque fue una Final adelantada contra los azulcremas espera que La Máquina culmine el torneo con una celebración en Cancún y el trofeo de la Copa MX. "Los resultados no nos estaban acompañando y nos teníamos que prender de este partido, era una Final anticipada con todo el respeto que se merece Atlante, porque va a ser un rival complicadísimo, sabíamos que teníamos que ganar", apuntó.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×