El Omnilife se convirtió en un verdadero búnker

Aproximadamente mil 600 elementos de seguridad se postraron en los alrededores del Estadio Omnilife para vigilar que el acceso de los aficionados marchara bajo control.
Aproximadamente mil 600 elementos de seguridad se postraron en los alrededores del Estadio Omnilife para vigilar que el acceso de los aficionados marchara bajo control.
 Aproximadamente mil 600 elementos de seguridad se postraron en los alrededores del Estadio Omnilife para vigilar que el acceso de los aficionados marchara bajo control.  (Foto: Raymundo González)
Estadio Omilife -
  • El Director de la Fiscalía del Estado de Jalisco estuvo presente en el estadio

Aproximadamente mil 600 elementos de seguridad se postraron en los alrededores del Estadio Omnilife para vigilar que el acceso de los aficionados marchara bajo control. Antes de llegar al coloso rojiblanco, por las tres avenidas que llevan al estadio, se colocaron retenes y tanto camiones de turismo, público y automóviles fueron detenidos uno a uno para ser revisados y constatar que trajeran boletos para el partido; el que no, fue regresado y no tuvo acceso a las inmediaciones. Para vigilar que las indicaciones dadas se cumplieran, el Director de la Fiscalía del Estado de Jalisco, Luis Carlos Nájera, estuvo presente en el estadio y hasta antes de que iniciara el duelo, no le reportaron ningún incidente. Otro de los operativos que se establecieron, es que dentro del estadio no se permitirá que se agrupen porras o barras de ambos equipos. Los autobuses que trasladaron a los jugadores de ambos equipos arribaron al Omnilife a las 17:23 horas y lo hicieron en calma.