Vivió CU una noche de 10... grados

La bufanda de Memo Vázquez y los guantes y chamarra de Antonio Mohamed en sus respectivas áreas técnicas reflejaron la gélida noche en Ciudad Universitaria, donde el gol felino cerca del final...
La bufanda de Memo Vázquez y los guantes y chamarra de Antonio Mohamed en sus respectivas áreas técnicas reflejaron la gélida noche en Ciudad Universitaria, donde el gol felino cerca del final rompió el témpano en que se convertía la noche.
 La bufanda de Memo Vázquez y los guantes y chamarra de Antonio Mohamed en sus respectivas áreas técnicas reflejaron la gélida noche en Ciudad Universitaria, donde el gol felino cerca del final rompió el témpano en que se convertía la noche.
Estadio Olímpico Universitario -
  • La afición nuevamente se manifestó por Ayotzinapa
  • El inmueble universitario tuvo 42 mil 709 espectadores

La bufanda de Memo Vázquez y los guantes y chamarra de Antonio Mohamed en sus respectivas áreas técnicas reflejaron la gélida noche en Ciudad Universitaria, donde el gol felino cerca del final rompió el témpano en que se convertía la noche.Así como los mencionados entrenadores de Pumas y América se cubrieron contra los 10 grados que prevalecieron durante los 90 minutos, la afición buscó entrar en calor con prácticamente un lleno de color auriazul en el que no hubo más publico azulcrema simplemente porque no le dieron más grada.Ahí fueron escasas pero significativas y oportunas las protestas por Ayotzinapa, para lo que integrantes de la Porra Plus desplegaron a partir del minuto 43 un par de mantas para formar la frase "43+11= Fuera Peña", además de que al medio tiempo contaron del 1 al 43 para exigir al final justicia con un grito.Más unánime fue el tradicional cántico felino: "el Puma no tiene mujer, el Puma no tiene marido..." dedicado al hijo "put..." y su afición que pobló por completo los espacios de la Cabecera Sur, donde toda la afición en la Planta Alta tuvo alrededor una línea impenetrable de granaderos.Justo abajo, la Directiva de Coapa ocupó el palco visitante, en penumbras como para pasar desapercibida, y donde el Director Deportivo, Ricardo Peláez, fue quien vivió todo el juego de pie, a diferencia del Presidente del Comité de Futbol de Televisa, Yon de Luisa, y el Presidente Operativo del club, José Romano, ambos a su lado y con pocos signos de nerviosismo a pesar de que su equipo acumuló cuatro Clásicos en fila sin victoria y sin gol siquiera.La noche cayó de lleno con el marcador intacto hasta 5 minutos del final, para una gélida desvelada que valió la pena para el público local que gritó el gol de Eduardo Herrera como si fuera de campeonato y en la que el único bálsamo para la afición visitante habrán sido los anuncios en el sonido local sobre el regreso a casa, ya de madrugada porque el partido terminó a la media noche: "... el Metro, el Metrobús y el RTP extenderán su servicio esta noche".

No te pierdas