Sangre Azul pasó por múltiples retenes

En 25 camiones llegó la porra de Cruz Azul, la cual tuvo que pasar al menos cuatro retenes de seguridad antes de alcanzar su lugar en la cabecera sur del Estadio Azteca.
 En 25 camiones llegó la porra de Cruz Azul, la cual tuvo que pasar al menos cuatro retenes de seguridad antes de alcanzar su lugar en la cabecera sur del Estadio Azteca.
Estadio Azteca, Ciudad de México -
  • La barra sólo tuvo algunos altercados con policías en su trayecto

En 25 camiones llegó la porra de Cruz Azul, la cual tuvo que pasar al menos cuatro retenes de seguridad antes de alcanzar su lugar en la cabecera sur del Estadio Azteca.

“La Sangre Azul”, principal barra celeste partió del Estadio Azul donde tuvo algunos altercados con la policía antes de emprender su camino al inmueble para el duelo entre América y Cruz Azul.

En las puertas de acceso al inmueble confluyeron los camiones de los aficionados cementeros que venían de distintos puntos de la ciudad que estaban marcados en los parabrisas (Aragón, Iztacalco, Ecatepec etc.)

Ahí los recibió un operativo que fue estricto para impedir que se ingresaran cinturones, botellas, y objetos que pudieran ser arrojados.

Por sí no fueran suficientes las revisiones, todavía cerca de la taquilla, en la puerta de acceso al inmueble y antes de entrar a la tribuna completaron los retenes a los que fue sometida la barra.

Incluso al líder de la Sangre Azul, Rafael Rubio, hasta se tuvo que quitar la playera para poder entrar a ver el Clásico.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×