España 1-0 Portugal... La Furia Roja derrotó a los lusos y va a Cuartos

España logró acomodarse como el último equipo en calificar a Cuartos de Final porque la historia es imbatible y no perdona, porque su peso es especifico cuando La Furia Roja se enfrenta a Portugal.
España logró acomodarse como el último equipo en calificar a Cuartos de Final porque la historia es imbatible y no perdona, porque su peso es especifico cuando La Furia Roja se enfrenta a Portugal.
 España logró acomodarse como el último equipo en calificar a Cuartos de Final porque la historia es imbatible y no perdona, porque su peso es especifico cuando La Furia Roja se enfrenta a Portugal.
Estadio Green Point -
  • Portugal recibió su primer gol en Sudáfrica 2010, el tanto significó su derrota
  • Cristiano Ronaldo no pudo brillar

España logró acomodarse como el último equipo en calificar a Cuartos de Final porque la historia es imbatible y no perdona, porque su peso es especifico cuando La Furia Roja se enfrenta a Portugal. El recuento de las batallas entre ibéricos y lusitanos es largo (ya se suman 33), con sinsabores constantes para el cuadro que hoy dirige Carlos Quiroz. Por ello hoy España se protegió en el manto de la historia y una vez más, con un futbol ofensivo y fuerte atrás, venció a los lusitanos por un marcador de 1-0. Portugal le regaló la redonda a los ibéricos, se olvidó de atacar y prefirió confiar en la magia de su arquero, pero Carvalho no pudo aguantar la fuerza del equipo de Vicente del Bosque y permitió, que por primera vez en el torneo, que le hicieran un gol; el tanto significó la derrota, el boleto de regreso a casa sin la gloria entre las manos. España siempre fuerte, siempre mágica, se instaló en los Cuartos de Final con la mirada fija en el trofeo de la FIFA, pero ahora en su camino tendrá que echar a Paraguay, un equipo que juega con el corazón, dedicando cada batalla a su estrella ausente: Salvador Cabañas. EL PARTIDO En cuanto Héctor Baldasi pitó el inicio del duelo, Portugal tuvo su último respiro de tranquilidad, de paz. España decidió desde hace dos años, cuando se coronó Campeón de Europa, que este es su momento de codearse con la gloria y por ello desde los primeros minutos decidió atacar, marcar el camino rumbo al triunfo, echando hacia atrás a Portugal, teniendo siempre el balón. La escuadra ibérica con la confianza que su plantel ofensivo le da, y la tranquilidad que Portugal le otorgó al no proponer, comenzó a disparar al marco, llegaron los tiros de Torres y David Villa, mientras el cuadro lusitano defendió en su propia área, sintiendo el poderío de los españoles. La escuadra de Carlos Queiroz había decidido ceder ante La Furia Roja, no por respeto ni temor, sólo que su mejor arma era el contragolpe, pararse bien atrás y esperar el momento de penetrar el marco de Iker Casillas. Pero en el camino tuvo que aguantar la magia española. Torres logró prender el balón de media vuelta y sacó un disparo cruzado que se fue apenas arriba del marco, el esférico tenía que haber entrado en el ángulo, pero se negó permitiendo así que Portugal respirara. Los embates ibéricos no asustaron a los portugueses, porque guardar la calma es una de sus grandes virtudes, y porque su defensa no había recibido un solo gol en el torneo. Por ello, aunque lo que le siguió fue un constante acoso de los dirigidos por Del Bosque, Portugal se mantuvo intacto, esperando su momento, aquel que llegó al minuto 20. En un contraataque Tiago logró disparar al marco, Casillas salvó desviando pero el balón quedó a la deriva buscando cruzar la línea final, Almeida llegó y trató de rematar de cabeza buscando ganarle al arquero español, pero jamás hubo ese pequeño golpe que metiera la redonda para hacer ondear la red. España siguió siendo amo del juego, y con la historia a su favor, no tuvo problemas para rendir a Portugal, el gol estaba tan cerca que podían sentirlo. Al 60’, Llorente, quien recién había ingresado, conectó la redonda al lanzarse de palomita, el balón iba directo a cruzar el la línea final, pero Carvalho tuvo una reacción espectacular para convertirse pronto en un héroe. Pero los ibéricos habían trabajado con tanto empeño a la ofensiva que la justicia terminó por decretarlos como ganadores. El gol se derivó de una jugada a velocidad en el área lusitana, Xavi sirvió de con lujo y de taconcito para Villa quien sacó un disparo, Carvalho rechazó pero le dejó la redonda a merced, en el segundo intento David, la gran figura española, no volvió a perdonar. Portugal no tuvo reacción, en su script había decidido cómo plantear el partido, pero jamás imaginó que se vería abajo en el marcador. Su figura, Cristiano Ronaldo no brilló, la magia poco a poco se les fue agotando, mientras España seguía queriendo más. Los lusitanos sólo se acercaron al gol cuando Almeida sacó un disparo que Capdevila logró desviar al estirar la pierna, después de ello no hubo más, el equipo perdió la calma, Ricardo Costa se fue expulsado y el duelo terminó abriendo las puertas de la gloria al equipo español. ARBITRAJE Héctor Baldassi. Bueno, sin problemas porque los jugadores se dedicaron al juego y no a dar patadas; además tomó la decisión de expulsar a Costa de buena manera pues el lusitano le dio un codazo a Capdevila.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×