Zaga brasileña se prepara para el desquite en Mundial

Los zagueros Lucio y Juan vivieron el fracaso en carne propia en el Mundial de Alemania del 2006 y regresan nuevamente en sociedad a Sudáfrica con las ganas de enterrar ese capítulo amargo.
Los zagueros Lucio y Juan vivieron el fracaso en carne propia en el Mundial de Alemania del 2006 y regresan nuevamente en sociedad a Sudáfrica con las ganas de enterrar ese capítulo amargo.
 Los zagueros Lucio y Juan vivieron el fracaso en carne propia en el Mundial de Alemania del 2006 y regresan nuevamente en sociedad a Sudáfrica con las ganas de enterrar ese capítulo amargo.
Johannesburgo, Sudáfrica -
  • Estamos ansiosos porque empiece el Mundial y poder hacer lo que nos gusta, jugar al futbol: Juan

Los zagueros Lucio y Juan vivieron el fracaso en carne propia en el Mundial de Alemania del 2006 y regresan nuevamente en sociedad a Sudáfrica con las ganas de enterrar ese capítulo amargo. Los dos defensas, que aprendieron de la lección que les dejó la eliminación en Cuartos de Final a manos de Francia en tierra alemana, están saludables para lo que podría ser su última presencia en un Mundial, a juzgar por sus edades. Ambos vienen de agotadoras campañas en el futbol europeo, y Lucio, particularmente, trae en sus maletas tres títulos con el Inter de Milán. El trabajo defensivo lo complementan los laterales Maicon y Michel Bastos. "Pienso que Lucio está ciento por ciento (saludable)", manifestó Juan en rueda de prensa este viernes. "Lo he visto en la Final de la Liga de Campeones", en que el club del Capitán brasileño se coronó Campeón. "Lucio es un caballo", agregó el defensor de la Roma, en referencia a que su corpulento socio en la zaga es un tipo fuerte y saludable. Lucio, de 32 años, fue Campeón con Brasil en el Mundial del 2002, pero en el siguiente disputado en Alemania, en que compartió la zaga con Juan, salió eliminado prematuramente a pesar de que Brasil se presentó con numerosas estrellas. Para Juan y Lucio, el Mundial de Sudáfrica se presenta como una oportunidad para enterrar la amargura de la eliminación prematura en Alemania. La zaga es considerada uno de los puntos fuertes del equipo de Dunga, que suele recibir pocos goles. Pero algunos se preguntan en Sudáfrica cómo anda el físico de Lucio después de una cansona campaña con el Inter. Lucio y el mediocampista Gilberto Silva, también sobreviviente de los mundiales del 2002 y el 2006, son los jugadores de la Selección de Dunga con la mayor cantidad de partidos disputados con la camiseta verdeamarela. A Juan se le preguntó si jugaría este Mundial como si se tratara del último en su carrera, tomando en cuenta que ya está en los 31 años. Replicó que en el 2006 "jugué la Copa Mundial como si fuese la última". Y está de vuelta. Juan dijo también que está enterado que los árbitros serán más rigurosos con las faltas en Sudáfrica. "Tenemos que ser cuidadosos en los partidos". "Estamos ansiosos porque empiece el Mundial y poder hacer lo que nos gusta: jugar al futbol", dijo el zaguero, con 75 partidos con la Selección. "No hablamos de ninguna Selección, de favoritismo ni de sorpresas (que se puedan presentar). Cuando hablamos del Mundial, el tema es Brasil".

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×