Los lusitanos volvieron a entrenarse con miras al duelo contra Corea del Norte

La Selección de Portugal comenzó a preparar el importante partido ante Corea del Norte, en una sesión en la que el centrocampista Deco fue el centro de atención tras sus críticas al entrenador,...
 La Selección de Portugal comenzó a preparar el importante partido ante Corea del Norte, en una sesión en la que el centrocampista Deco fue el centro de atención tras sus críticas al entrenador, Carlos Queiroz.
Magaliesburg, Sudáfrica (Reuters) -
  •  "La Pantera negra" Eusebio visitó la práctica lusa

La Selección de Portugal comenzó a preparar el importante partido ante Corea del Norte, en una sesión en la que el centrocampista Deco fue el centro de atención tras sus críticas al entrenador, Carlos Queiroz. Deco fue el último en incorporarse al entrenamiento y no realizó el calentamiento inicial que hicieron sus compañeros y sólo cuando Queiroz pidió hablar unos minutos con todos sus pupilos, el volante se acercó al resto del grupo. El ex jugador del Barcelona centró todas las miradas de la prensa, después de que al término del partido ante Costa de Marfil, manifestó su descontento por salir de cambio y el juego practicado por Portugal. Horas después, y a través de un comunicado oficial de la Federación Portuguesa, Deco matizó sus palabras en las que aseguró que no pretendía poner en causa a su entrenador y que dijo estás palabras porque estaba "caliente". Con el entrenamiento de esta mañana, Portugal empezó a preparar el vital partido ante Corea del Norte, que se disputará en Ciudad del cabo el próximo día 21. Portugal necesita ganar y, a ser posible, por una amplia ventaja, pues la diferencia de goles podría ser vital en un posible desempate con Costa de Marfil al término de la tercera jornada del Grupo G. El seleccionador portugués apenas contó hoy con sus 23 jugadores, después de que ayer sólo entrenaron los futbolistas que menos minutos tuvieron en el partido contra Costa de Marfil y los suplentes que no jugaron, mientras que el resto se quedó realizando trabajo de recuperación en el gimnasio. Como viene siendo habitual en las sesiones programadas por Queiroz, los medios de comunicación apenas pudieron asistir a los primeros 15 minutos del entrenamiento, durante los que reinaron nuevamente las risas y el buen ambiente, después de que ayer todavía se notaron los efectos del empate contra Costa de Marfil.

Al entrenamiento asistió el mítico jugador luso Eusebio, que siempre procura viajar para apoyar al combinado portugués que él llevó al tercer puesto del Mundial de Inglaterra 1966.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×