Estiman ganancias millonarias por Marketing de 'Emboscada' en Mundial

El Marketing de 'Emboscada' obtendrá grandes ganancias en el Mundial de Brasil 2014
Ciudad de México -
  • Si México no calificaba al Mundial, las pérdidas hubieran sido millonarias

Como cada cuatro años, la economía de las empresas patrocinadoras en un Mundial de futbol se beneficia, al mostrar una gama de productos oficiales del evento, además de publicidad que refleja la línea que maneja la compañía. El Mundial de Brasil 2014 está a menos de un mes de iniciar, diversas empresas y marcas sacan a relucir sus productos oficiales para obtener millonarias ganancias durante el evento avalado por la FIFA, son patrocinadores oficiales y esperan redituar la inversión hecha. Pero hay una contraparte que también obtiene grandes cantidades de billetes, un ‘mal’ en el ámbito de la competencia entre empresas llamado “Ambush Marketing”. El también llamado “Marketing de Emboscada” es una práctica que busca sacar provecho a la inversión en marca de un tercero, es decir, aprovecha un evento de suma relevancia para anunciarse con un lenguaje ambiguo y obtener ganancias sinser parte del séquito que compró los derechos. Esta práctica “desleal” aún no está regulada, además,  anula la presencia “oficial” de un competidor y se traduce en una ganancia de aproximadamente 250 millones de dólares para las empresas que lo practican. “Sólo en México está estimado que las empresas que practican Ambush Marketing, es decir , el ingreso de las empresas que no son patrocinadoras será de unos 250 millones de dólares”, aseguró Ignacio Domínguez, socio encargado de derecho corporativo en la firma Uhthoffgomez Vega+Uhthoff. “Esto se traduce en una especia de pérdidas para la FIFA, pero en realidad se toma como una ganancia a las empresas que no tienen  un convenio con el organismo que una pérdida”, agregó. ENORMES PÉRDIDAS SI EL TRI NO CALIFICABA El complicado pase que tuvo la Selección Mexicana de Futbol puso a temblar los números de empresarios, patrocinadores y la Femexfut. Según Domínguez, si México no hubiera obtenido su pase a la justa mundialista las pérdidas habrían rondado los 600 millones de dólares, número que sería complicado recuperar en eventos futuros.  

No te pierdas