No arriesgar sería un error: Agustín Viana

Agustín Viana, volante de Nacional de Uruguay, comenzó a tocar el balón en la cancha del Estadio Azteca anoche bajo la intensa lluvia que le dio la bienvenida al Distrito Federal.
Agustín Viana, volante de Nacional de Uruguay, comenzó a tocar el balón en la cancha del Estadio Azteca anoche bajo la intensa lluvia que le dio la bienvenida al Distrito Federal.
 Agustín Viana, volante de Nacional de Uruguay, comenzó a tocar el balón en la cancha del Estadio Azteca anoche bajo la intensa lluvia que le dio la bienvenida al Distrito Federal.

Karina Xicotencatl | MEDIOTIEMPOCiudad de México, 8  de Mayo de 2007

  • Afirmó que las dimensiones del Estadio Azteca no los asustan

Agustín Viana, volante de Nacional de Uruguay, comenzó a tocar el balón en la cancha del Estadio Azteca anoche bajo la intensa lluvia que le dio la bienvenida al Distrito Federal.

Cuando la cortina de agua se volvió densa, su entrenador, Daniel Carreño, dio la orden de resguardase en los vestidores, sin embargo a Viana le gustó el baño nocturno y con una sonrisa sincera atendió a los medios de comunicación que le aguardaban, un poco más secos, cerca de los vestidores.

"Nosotros debíamos ganar en Montevideo y lo hicimos. Sin duda no tenemos la diferencia (en el marcador) apropiada para viajar más tranquilos, pero estamos con la confianza y sabemos que enfrentamos a un gran equipo, pero como te digo, sabemos que podemos llevarnos la serie el jueves", delató el volante uruguayo.

La obligación de Necaxa de acortar distancias, puede abrir espacios y posibilidades para que los nacionales muevan el electrónico para su causa y terminen la tarea que comenzaron la semana pasada cuando derrotaron en casa 3-2 a los Rayos.

"Necaxa está más desesperado y nosotros sabemos que no podemos meternos atrás porque sería muy peligroso subestimar al rival. Aguantar 90 minutos un resultado sin que nosotros busquemos la anotación se puede complicar demasiado".

"Sabemos que contragolpean muy bien y hay que tener cuidado con eso, porque tienen delanteros muy rápidos que aprovechan todos los descuidos. Estamos convencidos de que este grupo puede dar muchísimas satisfacciones a nuestra gente en este Torneo".

"Nos conocemos a la perfección, sin duda esa es nuestra mayor virtud, la convicción de que es el equipo y no las individualidades, lo que nos hace fuertes".

Viana afirmó que las dimensiones del Estadio Azteca no los asustan, sin embargo, le guardan respeto al escenario en donde se jugaron las Finales del Mundial 1986 y  1970.

[mt][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×