Unión Española 1-0 Tigres... Los felinos vuelven heridos de Sudamérica

Fue sólo un gol la diferencia, pero un gol que pone a Tigres obligado a remontar la próxima semana si no quiere despedirse prematuramente de la Copa Santander Libertadores 2012.
Fue sólo un gol la diferencia, pero un gol que pone a Tigres obligado a remontar la próxima semana si no quiere despedirse prematuramente de la Copa Santander Libertadores 2012.
 Fue sólo un gol la diferencia, pero un gol que pone a Tigres obligado a remontar la próxima semana si no quiere despedirse prematuramente de la Copa Santander Libertadores 2012.  (Foto: Notimex)
Santiago de Chile -
  • Felinos no desmerecen con plantel alternativo, pero pierden con chilenos
  • Cerda perdonó opciones claras que pesaron al final

Fue sólo un gol la diferencia, pero un gol que pone a Tigres obligado a remontar la próxima semana si no quiere despedirse prematuramente de la Copa Santander Libertadores 2012.

 La Unión Española no desaprovechó la condición de local, y con un tanto de Gonzalo Barriga le dejó una herida seria al plantel mexicano, que pareció merecer mejor suerte en su visita a Santiago, pero terminó doblegado por el peso de su inexperiencia y las fallas individuales.

 El equipo juvenil que mandaron los felinos a la ronda de repechaje dejó de lado las críticas y lució sólido y con momentos de dominio en el Estadio Santa Laura, pero acabó perdonando a la hora buena, consumando una derrota que lo obliga para la Vuelta.

 Y si alguien destacó en el rubro de fallas, ése fue el delantero Emmanuel Cerda, quien no obstante a ser uno de los de más experiencia en el grupo entregó dos opciones claras frente a la meta chilena, dejando en el aire la sensación de una historia que pudo ser diferente.

 La tarde inició con unos felinos crecidos en campo ajeno, generando llegadas de gol en los primeros minutos, de la mano de un Alan Pulido que mantuvo ocupados a los zagueros andinos.

 El ‘Tuca’ Ferretti se decidió por un ataque formado por Acosta, Pulido, Cerda y Navarro, con Dueñas y Bornstein en recuperación, y guardando a hombres como Pacheco y Acuña en el banquillo.

 Apenas al 9’ Navarro dejó un centro para Cerda, quien bajó la pelota sin marca en el área chica, pero tras una media vuelta deficiente puso el esférico encima del travesaño, cuando tenía el virtual 1-0 y el hándicap del gol visitante que cuenta como criterio.

 La Unión Española tardó en asimilar el toque constante de los regios, y al 18 Pulido dio un nuevo aviso, entrando por la derecha y ganando la posición al defensa, aunque al final disparando al bulto cuando tenía espacio.

 Tigres comenzó a perder el hilo con el paso de los minutos, y el momento futbolístico se niveló por los chilenos, que tuvieron la oportunidad de anotar al minuto 21, pero Sebastián Jaime abanicó un recentro en el área chica, y dejó sin exigir al arquero Aarón Fernández.

 El libreto del juego se redujo a contragolpes de los aztecas, y al 38’ Gonzalo Barriga volvió a perdonar la cabaña felina, al cabecear desviado cuando estaba solo en el área chica.

 Pero ya era evidente el incremento de ambición de los de casa, y todo se alimentó en el complemento cuando el técnico José Luis Sierra mandó al campo a sus titulares de la ofensiva, Mauro Díaz y Emanuel Herrera, quienes aumentaron el volumen en el frente. Tigres, al contrario, perdió cohesión con la salida en de Alberto Acosta, para la entrada de un Edgar Pacheco que nunca gravitó.

 Y fue así que tras varios avisos, Barriga firmó el 1-0 al 58’, al aprovechar un centro cerrado de Sebastián Jaime, al que solo rozó con la cabeza para vencer la meta auriazul, en una salida tímida de Aarón Fernández que terminó con la pelota en las redes.

 Tigres tardó varios minutos para volver a meterse al juego, y cuando lo hizo volvió a dar la sensación de peligro, como al 72’, cuando Pulido escapó por el centro y se plantó mano a mano con lo centrales, pero decidió tocar a la derecha para Dueñas, quien pateó directo a la posición del portero, dejando ir el empate.

 El duelo se volvió fluido en el cierre, y la Unión Española desperdició varios avances que prometían para más, pero sin duda fue Tigres el que más lamentó fallar frente a la meta, ya que al 94’ Cerda recibió una diagonal en el área y tuvo para firmar el 1-1, pero disparó sin firmeza y la pelota se fue.

 El árbitro silbó el final sellando una tarde sin polémicas, y todo quedó dictado para que la próxima semana los equipos definan su suerte en el Volcán, donde Tigres requiere ganar por dos goles de diferencia para calificar a la fase de grupos.

 El triunfo 1-0 mandaría el duelo al alargue, mientras que cualquier victoria por un gol de diferencia para Tigres que implique gol de visita chileno, servirá para el pase de los andinos.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×