Martn del Palacio

Un desastre, pero nadie se va a morir

Jueves 7 de Febrero del 2013



Antes que nada, quiero agradecer a Sergio Álvarez y al equipo de MedioTiempo por la confianza tras esta pausa de casi un año. Siempre existió la intención de ambas partes por volver a trabajar juntos y me da muchísimo gusto que lo hayamos logrado materializar. Gracias a ustedes también, a los que semana a semana leían las columnas y a los que hoy la leen por primera vez. Espero que les guste.

Ahora sí, entremos en materia. El de ayer fue el peor partido en la era ‘Chepo’ de la Torre. El empate ante Jamaica fue muy desilusionante en todos los niveles. Técnico, jugadores y aficionados colaboraron para una noche penosa, que debe analizarse e interpretarse, para tratar de sacar lecciones que sirvan en el futuro.

Ayer, unas horas antes de empezar el partido ante Jamaica, twittée diciendo que México no calificaría caminando al Hexagonal. Evidentemente, no esperaba que dejaran escapar puntos contra Jamaica en el Azteca, pero había varios indicios que daban lugar a pensar que El Tri no era esa fuerza dominante en la que insistíamos medios y aficionados.

México es un equipo parejo, con varios buenos jugadores jóvenes pero ningún crack mundial. En toda la ronda preliminar, la selección nunca avasalló a sus rivales. Fue superior y terminó ganando con justicia, pero siempre en partidos trabajados y sordos, que se definían con mucho sudor, cerca del final y en los que un rebote, o un error inesperado podrían haber traído como consecuencia un resultado distinto.

Era ilógico pensar, entonces, que las combinaciones de acontecimientos iban a vestirse siempre de verde. En el Azteca no hubo rebote afortunado, no hubo melee que terminara en gol, no hubo un talento individual que rescatara el barco. Ese México de los partidos trabajados y sordos siguió ahí, sólo que sin victoria esta vez. El equipo del Chepo de la Torre es una escuadra normalmente sólida y con oficio, pero no es brillante, así que no se pueden esperar partidos brillantes. Ganará más de lo que perderá, pero no hay garantías. Prepárense, porque todos los partidos serán así, y tocará sufrir.

Esta última frase es importante, porque el público jugó ayer un papel determinante. Contra lo que podría esperarse, no fue por los abucheos, sino por la entrada misma. No es casualidad que los dos peores resultados de eliminatoria de México en el Azteca hayan sido ante menos de media entrada. De acuerdo con Stefan Szymanski y Simon Kuper, en su libro Soccernomics, jugar como local es la mayor ventaja que puede tener cualquier equipo, y a mayor aforo, mayor es la ventaja. El Azteca es intimidante no por su estructura de concreto sino por sus 100,000 gargantas. Cuando está a la mitad o menos, resulta un aliciente para los rivales, que llegan esperando a un ogro y se encuentran con un público común y corriente.

Me llaman la atención tanto la floja entrada como los abucheos porque, pese a su falta de brillantez, habría pensado que el Tri del Chepo ya tendría un margen de confianza ganada con sus triunfos. Cuando el famoso “Aztecazo”, Enrique Meza había hecho un desastre de su equipo, con una racha larga sin ganar y jugadores infames. Ahora, de la Torre lo ha ganado todo. ¿Por qué el público le da la espalda tan pronto? No lo entiendo la verdad, y me parece una lástima.

El técnico también tuvo culpa de lo de ayer, por supuesto. Está clarísimo que el equipo no funciona en 4-4-2 pero él insiste con el sistema. Giovani dos Santos, sin haber sido brillante, era quien conducía al equipo en el primer tiempo. ¿Qué pensaba Chepo al sacarlo por Javier Aquino, un jugador mucho más liviano, ante un equipo claramente físico? Tendrá sus razones pero, en principio, no se entiende. Y después está lo de Carlos Vela. Me da igual de quien haya sido la culpa, quien sea diva y quien no, pero la selección es para los mejores y él es el mejor jugador de México en este momento. Los problemas se arreglan, y eso es lo que tiene que hacer el técnico.

Los federativos tienen su culpa también. Los boletos estaban carísimos. ¿Así cómo quieren que la gente vaya al estadio? Y después ¿qué diablos fue esa camiseta blanca? No que haga diferencia el color con el que juega el equipo, pero el mensaje es que importa más la parte comercial que la futbolística, y no es el correcto. A la FMF le tiene que quedar claro que el negocio se hace en los amistosos y los partidos oficiales hay que ganarlos como sea. Por las razones que dije antes, el estadio tiene que estar siempre lleno. Si tienen que regalar los boletos, que así sea. Si México no califica para Brasil, adiós a la gallina de los huevos de oro.

Los jugadores, además de jugar fatal, menospreciaron al rival. Unos días antes del partido hablé con un par, y estaban pensando más en la Copa Confederaciones que en el Hexagonal. Y quedó claro ayer que tenían la cabeza en cualquier parte menos en el partido. Y, por último, el Maza. Lo que hizo no tiene justificación. Punto. Si fuera un jugador cualquiera, pasa, pero, como capitán, es imperdonable, y debe tener consecuencias. Aunque, en realidad, me pregunto si no será ya tiempo de una dupla Moreno-Reyes en la defensa central…

En fin, un desastre, por donde se le vea. Pero tampoco es el fin del mundo. Por calidad, México es superior a cualquiera en el Hexagonal y seguramente rectificará el camino. Pero, para ello, se necesita de todos. Un público que entienda que su apoyo es fundamental para que el equipo gane y que no le dé la espalda a las primeras de cambio, una FMF que piense en los millones de Brasil y no en arañar centavos, un técnico que se deje de experimentos y ponga a los mejores en el sistema correcto y unos jugadores que entiendan que, como ha sucedido en el 95% de las eliminatorias al 95% de los equipos, para calificar hay que sudar sangre.

Me hubiera gustado volver al mejor sitio de Latinoamérica con una columna un poco más alegre, pero sea como sea estoy muy contento de estar de nuevo con ustedes. Los extrañé. Los invito a comentar en el mail de arriba, la sección aquí abajo o en www.twitter.com/martindelp.



Nota: Las columnas que se presentan en la seccin Editorial de mediotiempo.com, son responsabilidad nica de sus autores y no reflejan necesariamente la opinin periodstica de Medio Tiempo.

Comentarios

Partidos en Vivo (-)
...

Cargando los partidos,

por favor espera