Una mujer anhela integrar el cuerpo arbitral en el Mundial

La francesa de 44 años Nelly Viennot quiere hacer historia en Alemania, donde aspira a convertirse en la primera mujer integrante del cuerpo arbitral en un Mundial de futbol, para ello se someterá...
La francesa de 44 años Nelly Viennot quiere hacer historia en Alemania, donde aspira a convertirse en la primera mujer integrante del cuerpo arbitral en un Mundial de futbol, para ello se someterá a una prueba de aptitud que comenzó hoy en Neu-Isenburg, l
 La francesa de 44 años Nelly Viennot quiere hacer historia en Alemania, donde aspira a convertirse en la primera mujer integrante del cuerpo arbitral en un Mundial de futbol, para ello se someterá a una prueba de aptitud que comenzó hoy en Neu-Isenburg, l

MEDIOTIEMPO | Agencias18 de Abril del 2006

  • Participó en los Juegos Olímpicos de 1996 y 2004

La francesa de 44 años Nelly Viennot quiere hacer historia en Alemania, donde aspira a convertirse en la primera mujer integrante del cuerpo arbitral en un Mundial de futbol, para ello se someterá a una prueba de aptitud que comenzó hoy en Neu-Isenburg, localidad germana cercana a Frankfurt.

Viennot es la única mujer entre los 80 candidatos a ocupar uno de los 60 puestos de asistente arbitral durante la Copa del Mundo Alemania 2006 que participan desde hoy y hasta el viernes en un duro curso en el que permanecerán bajo estricta observación.

Cualquier error en el cumplimiento de los requisitos corporales, lingüísticos o de técnica reglamentaria en estos cuatro días podría ser negativo y suponer su eliminación como candidatos, pero también la de los 23 árbitros nominados en la lista del Mundial a quienes están asociados.

El francés nominado a árbitro Eric Poulat depende de lo que haga Viennot estos días.

El Portavoz de la FIFA, Andreas Werz, recibió positivamente la participación de una mujer en la fila de los candidatos y dijo a medios alemanes que "sería algo especial" y que puede imaginarse en el futuro incluso una árbitro en un Campeonato del Mundo.

Los requisitos para esta francesa de 1.52 metros de altura en el curso son exactamente los mismos que para los hombres y no existirá ningún trato especial, ni siquiera para las pruebas de sprint y resistencia de carrera.

En el caso de ser seleccionada no sería la primera intervención de Viennot en un campeonato internacional. En 1995 viajó a diversos torneos por todo el mundo y participó en los Juegos Olímpicos de Atlanta 1996 y Atenas 2004. A partir de 2002 también trabajó en la Liga de Campeones de forma regular.

La pasión de esta francesa por el futbol, que la convirtió en árbitro en 1987, procede de la afición de su padre, que era un jugador aficionado en su región y que la introdujo pronto en el mundo del balompié, según explicó a medios alemanes.

Junto a las buenas experiencias profesionales, Viennot también acumuló malos recuerdos, como el accidente que sufrió en un partido de liga entre Metz y Estrasburgo en 2000, cuando un petardo le cayó en la cabeza y tuvo que ser tratada en el hospital.

La también futbolista se niega, sin embargo, a explicar este suceso como un ataque por el hecho de ser mujer y afirmó que en su carrera profesional no ha experimentado diferencias entre los árbitros hombres y las mujeres.

Tampoco esperaría tener ningún problema en caso de ser seleccionada para trabajar este verano en el Mundial alemán.

Al comienzo del curso en Neu-Isenburg, el secretario general de la Federación Internacional de Futbol (FIFA), Urs Linsi, anunció que los 23 árbitros y sus asistentes cobrarán una cantidad de 40 mil dólares, equivalente a 33 mil euros, por su trabajo. A este sueldo hay que añadir 100 dólares diarios por viáticos.

La cantidad es elevada, si se tiene en cuenta que en el anterior Mundial en Japón y Corea del Sur en 2002 se pagaron 20 mil dólares a cada uno.

[ntx][foto: EFE]

  • Más sobre:
  • Tri
Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×